El nuevo rector de la Complutense anuncia austeridad y recortes

José Carrillo ultima un plan de ahorro para afrontar la deuda universitaria

Lo primero, las cuentas. El catedrático de Matemáticas, José Carrillo, centró ayer su discurso de investidura como nuevo rector de la Universidad Complutense de Madrid en la austeridad. No queda otra. La institución universitaria presencial con más alumnos de España tiene un agujero económico que supera los 150 millones de euros y que tiene ahogados a proveedores "pequeños y grandes" a los que ayer hizo referencia Carrillo en su intervención ante una sala repleta en el Paraninfo de la Complutense, situado en la calle de San Bernardo. El rector llega con un plan de ahorro bajo el brazo, que ultima en estos días y del que ofreció detalles a EL PAÍS.

Los recortes pasan por recuperar servicios externalizados, como el mantenimiento. "Tenemos servicios duplicados, con contrataciones externas y gente de la casa de brazos cruzados", explica Carrillo. También quiere recuperar la gestión informática -"con eso podríamos ahorrar hasta un millón"- y recortar en coches oficiales y altos cargos. Ninguno de los mandatarios del equipo del rector saliente, Carlos Berzosa, repetirá en el grupo de Carrillo, que presentará a su equipo el próximo martes. El nuevo núcleo duro de la Complutense está formado por 15 personas (con siete mujeres y ocho hombres, incluido el rector) frente a los 17 actuales, en el que hay más mujeres que varones. Carrillo prevé eliminar dos vicerrectorados. Baraja, por ejemplo, fundir Relaciones Institucionales e Internacionales en un solo cargo.

El rector quiere recuperar servicios externalizados y reducir cargos
Carrillo se reunirá con Aguirre este mes para "restablecer" relaciones
Más información
"Es su mérito, no el mío"

En el discurso destacó, de cualquier forma, que el 80% de la financiación de las universidades debe provenir de las Administraciones públicas. De ahí su segundo gran objetivo: "Restablecer" las relaciones con las instituciones, sobre todo con la Comunidad de Madrid. Para eso, recordó que quiere reunirse cuanto antes con la presidenta Esperanza Aguirre. El encuentro se producirá antes de que acabe junio, según el rector.

La relación entre la Complutense y el Gobierno regional no ha sido fluida en los últimos meses. Berzosa llegó a denunciar públicamente los "ataques" a la autonomía universitaria desde la Comunidad, cuyos altos cargos han pedido su dimisión en varias ocasiones.

Carlos Berzosa, que ayer pidió "disculpas" a quienes pudiera haber "hecho daño" con su gestión, se despidió con una cita de Guillaume Apollinaire con la que dijo sentirse plenamente identificado: "El hombre no se separa de nada sin pesar, ni siquiera de los lugares, las cosas y las personas que le hicieron más infeliz". El exrector, que se tomará unos meses sabáticos hasta febrero, ofreció su colaboración a Carrillo y aseguró que se marcha con "la alegría de dejar un cargo con la conciencia tranquila del deber cumplido". La presidenta de la Comunidad le respondió que, a pesar de "muchas dificultades", siempre mantuvieron "la relación personal a salvo". Esperanza Aguirre cerró el acto al que acudieron, junto a los rectores madrileños y otras personalidades del mundo académico, los secretarios generales de UGT y CC OO, Cándido Méndez e Ignacio Fernández Toxo, el portavoz de IU en el Congreso, Gaspar Llamazares o los coordinadores de PSM e IU en Madrid, Tomás Gómez y Gregorio Gordo.

La presidenta ofreció "la plena colaboración" del Gobierno regional al nuevo rector y le pidió que, tras la adaptación de la universidad a los planes de Bolonia, incremente "su atractivo como la mejor universidad de Madrid y de España". En la puerta, al inicio del acto, protestaban otros que también le han puesto el listón alto a José Carrillo. Una docena de becarios repartían panfletos en los que denunciaban los "continuos cambios" de sus funciones, la "imposibilidad" de cotizar a la Seguridad Social o el sueldo "irrisorio". Todos estaban alineados tras una pancarta con una demanda amenazante: "Carrillo: o la contratación o la guerra".

El nuevo rector de la Complutense, José Carrillo, saluda a sus padres, Santiago Carrillo y Carmen Menéndez, en el Paraninfo de la Universidad.
El nuevo rector de la Complutense, José Carrillo, saluda a sus padres, Santiago Carrillo y Carmen Menéndez, en el Paraninfo de la Universidad.ULY MARTÍN
José Carrillo, Esperanza Aguirre y Carlos Berzosa.
José Carrillo, Esperanza Aguirre y Carlos Berzosa.ULY MARTÍN

La Complu en datos

- En la Complutense de Madrid, la universidad presencial más grande de España, estudian 85.505 alumnos. Hay 102 asociaciones de estudiantes en sus centros.

- Más de 6.200 docentes y 4.625 PAS (personal de administración y servicios) trabajan en sus instalaciones.

- Está formada por 21 facultades, 5 escuelas universitarias y 9 centros adscritos.

- En sus aulas se ofrecen 170 estudios oficiales (65 grados y 105 másteres).

- Dispone de 32 bibliotecas en las que se ofrecen más de 2,7 millones de volúmenes, además de un fondo histórico con casi 194.000 ejemplares.

- El presupuesto de la Universidad Complutense ascendió a 595.577.038 euros en 2010. La deuda supera los 150 millones.

- El pasado 13 de abril, el catedrático de Matemáticas José Carrillo venció en segunda vuelta a otro

de los seis aspirantes a rector, José Iturmendi, con casi el 60% de los votos.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS