Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
INTERNET | CiberP@ís

En defensa de una red soberana

Ciberactivistas alertan del intento de los Gobiernos por controlar la Red

"Internet nació sin jefe, y frente a los intentos de los Gobiernos por controlar la información tenemos que mantener su soberanía". Este fue el mensaje que ayer lanzó en Xàbia (Alicante) John Perry Barlow, pionero de Internet y de la cibercultura, a los jóvenes blogueros de los países del Mediterráneo. Perry, junto a un grupo de 40 jóvenes ciberactivistas mediterráneos, ha participado en esta localidad en el Primer Encuentro de Blogueros del Mediterráneo.

El foro, organizado por la institución Casa Mediterráneo, ha debatido sobre los instrumentos que ofrece la red para el activismo político y social y, en paralelo, sobre el papel de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación en las revueltas producidas en los países árabes, y de manera preferente en las movilizaciones de Túnez y Egipto, que doblegaron a sendos regímenes presidencialistas.

Perry es una de las voces más autorizadas para reivindicar la plena soberanía de la red, no en vano fue el autor, en 1996, de la Declaración de Independencia del Ciberespacio. Junto a él, participaron en el debate dos jóvenes blogueros tunecinos que han sufrido la censura, la persecución y la cárcel: el dibujante Z y la activista Fatma Riahi.

Perry destacó los avances que se han producido en el aspecto de la libertad de expresión en el ciberespacio. "En la actualidad, podemos asegurar que los datos que se envían a través de Internet pueden estar encriptados desde su salida hasta su destino".

El joven Z (pseudónimo tras el que oculta su identidad por temor a represalias) se dio a conocer por sus ácidas caricaturas del expresidente Ben Ali y su familia. Z señaló que en realidad su activismo en la red contra el exmandatario fue la lucha contra la censura. "Túnez ha sido un país secuestrado por un grupo de personas a las que no importaba censurar, coartar su libertad y mandar a la cárcel", dijo. El ciberactivista hizo hincapié en que el derrocamiento de Ben Alí solo es un primer paso en pos de la transformación de Túnez: "Ya no hay censura. ¿Y qué hacemos ahora?".

La cibertactivista Riahi, defensora de los derechos humanos, relató los sucesivos episodios de censura que tenía que superar su blog, que concluyeron con su detención al ser confundida con Z. En noviembre de 2009, lanzó un nuevo blog desde que sigue impulsando la tolerancia y la libertad de expresión.

Z, Fatma y el resto de blogueros arábes que participaron en el encuentro, entre ellos, el egipcio Basel Ramsis hicieron hincapié, en que las revoluciones no han surgido únicamente por la irrupción de Internet en esos países, sino que sacaron a colación otras claves, como el "hartazgo de la sociedad egipcia por el régimen". Ramsis destacó la derrota del régimen y añadió: "Pero tengo dudas de que hayamos conseguido algo más". Su compatriota Hany Darwish tiró de ironía y dijo: "Solo agradezco una cosa a Mubarak, el gasto que hizo en tecnología de las comunicaciones".

A la conclusión del encuentro, un grupo planteó un documento que, a expensas de ser consensuado por el resto, plantea las bases del futuro manifiesto de los blogueros del Mediterráneo. La propuesta aboga por el reconocimiento de un sector del ciberespacio propio de los países del Mediterráneo, libre de controles y censura.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 1 de mayo de 2011