Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Acuerdo histórico

Merkel acude el jueves a Madrid acompañada por seis ministros

La canciller alemana, Angela Merkel, acudirá con seis ministros a Madrid para participar el jueves en la XIII Cumbre hispano-germana. Serán los titulares de Exteriores; Finanzas; Economía; Trabajo y Asuntos Sociales; Transporte e Infraestructura y Educación y Ciencia quienes se reunirán con sus homólogos españoles. Antes de la cumbre, Merkel acudirá al palacio de la Zarzuela, acompañada por José Luis Rodríguez Zapatero, para una audiencia con el Rey.

Fuentes de La Moncloa niegan que la canciller venga a examinar a Zapatero, pero reconocen que este le explicará las últimas medidas adoptadas, de la reforma de las pensiones a la reestructuración de las cajas. Alemania es el primer contribuyente al fondo europeo de rescate y los bancos germanos los primeros tenedores de la deuda privada española, por lo que el interés de Merkel no es solo teórico.

Zapatero podrá exhibir ante su invitada la recuperada paz social en un almuerzo en La Moncloa al que han sido invitados los líderes de UGT y CC OO, Cándido Méndez e Ignacio Fernández Toxo, y al que han confirmado su asistencia los presidentes de Telefónica, César Alierta; Iberdrola, José Ignacio Sánchez Galán; Acciona, José Manuel Entrecanales, y La Caixa, Isidro Fainé. Por parte alemana asistirán altos directivos de Deutsche Telekom; la eléctrica RWE y el consorcio Siemens, así como los responsables de la confederación de cajas de ahorro y la de sindicatos.

Un motivo seguro de fricción será el empeño de Merkel por sacar adelante la nueva patente europea, que solo da validez jurídica a los documentos en inglés, francés o alemán. España ha anunciado que se quedará al margen del sistema si se excluye al castellano y que recurrirá ante el Tribunal de Luxemburgo para invalidarlo.

Madrid y Berlín han negado que vaya a tratarse la emigración de españoles para cubrir el déficit alemán en algunos empleos cualificados. No hace falta. Basta aplicar la libre circulación de trabajadores en la UE.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 29 de enero de 2011