La reestructuración financiera

El 'ladrillo' hace que caiga un 18% el beneficio de Banesto

La entidad descarta que España tenga que ser rescatada

Banesto ha sido la entidad más madrugadora en presentar los resultados, como es habitual. En el mercado sus cuentas se consideran una guía de cómo quiere el Banco de España que hagan las cosas el resto de entidades. Y ha quedado claro: provisiones hasta el máximo y toda la transparencia posible.

Banesto ganó 460,1 millones en 2010, un 17,8% menos que en 2009, por la caída del negocio y las provisiones de más de 1.000 millones por la depreciación del mercado inmobiliario. Incluso sin esta partida extraordinaria, Banesto hubiera ganado un 2,8% menos. Las dotaciones para insolvencias han supuesto 400 millones, un 4,7% más, por el aumento de la morosidad, que ha pasado del 2,94% en diciembre de 2009 al 4,08% al cierre del ejercicio pasado. El sector está en el 5,67% de créditos fallidos.

La morosidad de los promotores inmobiliarios ha subido al 24%
Más información
El Gobierno planea otra recapitalización de las cajas y acelerar la conversión en bancos
Los bancos españoles aumentan su recurso a la barra libre del BCE

Con un criterio de prudencia, y siguiendo indicaciones del supervisor, la entidad presidida por Antonio Basagoiti, ha realizado dotaciones para activos mobiliarios e inmobiliarios por 616 millones, así como unas extraordinarias de 129 millones, gracias a la venta de oficinas del banco y de cartera de bonos.

Esta fue la parte de la prudencia. En cuanto a la transparencia, Banesto detalló todo el crédito que tiene con la parte oscura del mercado: el sector de la construcción e inmobiliario. De todos los préstamos, el 6,3% se conceden a promotores, con los que la morosidad ha pasado del 14,5% hace un año al 24% al cierre de 2010. Si se agrupan los créditos a constructores e inmobiliarios, los morosos son el 16%, mientras que en las hipotecas tradicionales, solo ascienden al 2,4%. En los últimos 12 meses, Banesto ha huido del riesgo constructor e inmobiliario, y ha conseguido que pase a representar del 17,4% al 13,3%, con una financiación total de 10.354 millones. De todos los créditos concedidos, 2.227 millones correspondían a grandes empresas y construcción y 5.453 millones a promotores. Asimismo, el banco contaba con 1.670 millones de euros en créditos dudosos correspondientes al sector constructor e inmobiliario.

El consejero delegado de Banesto, José García Cantera, considera que la probabilidad de que España necesite ser rescatada por la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional "es cero a corto plazo". Este ejecutivo explicó que cuenta con una hucha de casi 1.000 millones en provisiones para 2011.

Este ejercicio será "difícil e incierto" por la caída de márgenes que se mantendrá porque seguirá la guerra de depósitos. El crédito tampoco crecerá, ya que espera que el producto interior bruto (PIB) no suba ni un 1%. Basagoiti descartó que Banesto se vaya a vender o integrar en el Santander, que posee el 84% del capital.

Sobre la firma

Íñigo de Barrón

Es corresponsal financiero de EL PAÍS y lleva casi dos décadas cubriendo la evolución del sistema bancario y las crisis que lo han transformado. Es autor de El hundimiento de la banca y en su cuenta de Twitter afirma que "saber de economía hace más fuertes a los ciudadanos". Antes trabajó en Expansión, Actualidad Económica, Europa Press y Deia.

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS