Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:ALEJANDRO CERCAS | Eurodiputado socialista

"Estamos ante un nuevo tipo de esclavitud moderna"

Alejandro Cercas (Ibahernando, Cáceres, 1949), eurodiputado socialista desde 1999, es uno de los resistentes en defensa de los derechos sociales en una Europa donde todas las instituciones sin excepción -Consejo, Parlamento y Comisión Europea- están dominadas por la derecha.

Pregunta. ¿Por qué se rebela contra esta directiva de permiso único para los emigrantes?

Respuesta. Europa siempre ha proclamado la igualdad de trato de los trabajadores sin considerar su país de origen. Con la directiva de permiso único propuesta por la Comisión, los hoteles y restaurantes europeos corren el riesgo de llenarse de temporeros de terceros países con menos protección social que los trabajadores europeos en un nuevo tipo de esclavitud moderna.

P. ¿Está en peligro el modelo social europeo?

R. A los impulsores de estas políticas no les escandaliza que los salarios vayan a la baja porque dicen que con esto aumentan la competitividad. Europa se ha rendido ante la globalización. Se está rompiendo el contrato social que es la base de la UE. Si cae la Europa social cae también Europa.

P. ¿Podrán parar el golpe?

R. Con esta directiva estamos poniendo la legislación europea muy por debajo de la de Naciones Unidas y de la del Consejo de Europa. Hoy defenderé en el pleno una enmienda que propone ratificar la convención internacional sobre derechos de todos los inmigrantes y sus familias aprobada por la Asamblea de Naciones Unidas en 1990. A ver quién la apoya.

P. ¿Qué efectos tendría?

R. Tendría peores consecuencias que la directiva de Servicios, que el Parlamento logró moderar impidiendo que a los trabajadores inmigrantes se les aplicara la legislación de su país de origen, generalmente menos protectora. De todas formas la jurisprudencia del Tribunal de la UE es muy preocupante. La ideología neoliberal, que impone el recorte de derechos, avanza por todas partes.

P. ¿El discurso europeo no es cada vez más contradictorio?

R. Europa quiere dar lecciones a China pero no aplica las convenciones de la ONU. Vamos a permitir que las empresas chinas se instalen aquí con trabajadores chinos que no estarán protegidos por el derecho europeo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 13 de diciembre de 2010