Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LEGISLACIÓN

El Senado defiende una Red neutral

Los partidos instan al Gobierno a que proteja el tráfico de Internet

El Senado acordó ayer en el pleno por unanimidad instar al Gobierno a "modificar de forma urgente todo lo que sea necesario", teniendo en cuenta el marco de la normativa europea, para garantizar por ley la neutralidad en la Red. En concreto, el texto aprobado insta al Ejecutivo a asegurar que los paquetes de datos que circulan por las redes de los proveedores de telecomunicaciones que operan en España "reciban siempre el mismo tratamiento independientemente de su contenido, origen, destino o protocolo sin que se filtre el tráfico de forma alguna para privilegiar, limitar o impedir el acceso a determinadas páginas o servicios".

Lo llamativo del acuerdo de ayer, que incluye al PSOE, es que el Gobierno en su respuesta a una encuesta de la Unión Europea aceptó la idea de una ruptura de este principio siempre que no afectara a la competencia.

"¿Qué pasaría si quienes pagaran más tuvieran un grifo con más agua?"

El texto apoyado por el PSOE se distancia de los criterios del Ejecutivo

La moción podía haberse aprobado hace 15 días, cuando la planteó por primera vez el PP. Entonces, como ayer, todos los grupos estaban de acuerdo en que era necesario garantizar el principio de neutralidad en la Red, pero el resto de formaciones políticas votó en contra por no incluir una referencia a la legislación europea.

Ayer, la senadora socialista Miriam Andrés Prieto aseguró que el consenso al que habían llegado -la moción se aprobó por asentimiento- era "política con mayúsculas". Pese a todo, acusó al PP de "azuzar el miedo" con sus comentarios sobre la moción. Para la socialista, que "el contenido que circula por la Red esté disponible para cualquier persona debe garantizarse como un derecho de la ciudadanía".

"¿Qué pasaría si quienes tienen más poder o pagan más abrieran un grifo del que saliera agua en tanto que a otros pudiéramos cerrarles el mismo grifo para que solo cayera gota a gota?", preguntó el senador del Grupo Mixto Narvay Quintero.

Por el grupo de nacionalistas, la senadora Miren Lorea Leanizbarrutia advirtió: "Algunas grandes empresas se han dado cuenta de que aquí hay un nicho de mercado muy importante y que su modelo de negocio se incrementaría si pudiesen ser ellas las que controlasen el acceso a las infraestructuras de las redes de telecomunicaciones imponiendo un peaje en función del ancho de banda consumido". Para esta senadora, la neutralidad en la Red "tiene una dimensión política". "Está claro que si se impone el cobro de un peaje (en la gran autopista de Internet), los buscadores y las grandes empresas no tendrán problemas para pagar lo que se les pida y obtendrán prioridad en el despliegue de sus contenidos, mientras que las empresas con menos recursos no podrán jugar en igualdad de condiciones".

Ramón Alturo (CiU) negó que, "como afirman algunos sectores, interesados", la neutralidad en la Red vaya a "perjudicar la realización de nuevas inversiones que mejoren las infraestructuras de Internet ni la calidad futura de las conexiones". ERC aseguró que la neutralidad de la Red es "muy importante para pequeñas empresas y las universidades". El senador popular Ildefonso Pastor lamentó tener que haber renunciado a fijar un "horizonte temporal" para que se regule por ley.

La Asociación de Internautas calificó la jornada de "histórica". "Es muy importante que se garantice que una operadora no te impida entrar a determinadas webs por criterios comerciales, como ocurre por ejemplo en los móviles con el Skype, que no se puede utilizar. Estamos muy contentos de que el Senado haya instado al Gobierno a regular la neutralidad en la Red por ley, un concepto que hasta hace muy poco parecía una cosa de frikis que nadie entendía muy bien. Pero también nos preocupa un poco que se haya ligado a la Unión Europea porque en Europa existe mucha confusión sobre este debate", explicó el presidente de la asociación, Víctor Domingo. El Gobierno no tiene que aplicar esa moción, pero sí está obligado a responder por ello al Senado en seis meses. La asociación española de operadores de telecomunicaciones Redtel pidió ayer que "les permitan gestionar la red", con el fin de administrar el "crecimiento exponencial" del tráfico de datos, y demandó que no se confunda neutralidad de la Red con modelo de negocio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 2 de diciembre de 2010