Más de 36.000 personas acuden a la capilla ardiente de Labordeta

Marcelino Iglesias le impone la medalla de Aragón a título póstumo

Aragón lloró ayer a José Antonio Labordeta. Más de 36.000 personas desfilaron ante su féretro, según datos de las Cortes de Aragón, para dar el último adiós al político, cantautor y poeta que murió en la madrugada del domingo, después de una larga enfermedad. "Gracias a la vida por haberle conocido", exclamó Joan Manuel Serrat, que ayer acudió a la capilla ardiente, en el Palacio de la Aljafería de Zaragoza.

Se despidieron de Labordeta personalidades de todos los ámbitos, desde políticos y banqueros a cineastas y artistas. Entre otros, la dirigente socialista Leire Pajín; Ignacio Fernández Toxo, líder de CC OO, y el ex presidente de Endesa Manuel Pizarro, ex alumno suyo. El presidente de Aragón, Marcelino Iglesias, impuso ayer a Labordeta la medalla de Aragón, en presencia de las ministras de Cultura y Defensa, Ángeles González- Sinde y Carme Chacón, que no pudo ocultar sus lágrimas.

Más información

Serrat, en la capilla ardiente, dio "gracias a la vida" por haber conocido a Labordeta.
Serrat, en la capilla ardiente, dio "gracias a la vida" por haber conocido a Labordeta.EFE

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 21 de septiembre de 2010.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterMÁSTER MÁS DEMANDADO

Lo más visto en...

Top 50