Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Las multas se disparan en Jerez

La Policía Local aumenta las sanciones a los conductores por un conflicto laboral con el Ayuntamiento - El gobierno local denunciará a los agentes

Los 203 agentes del Sindicato Independiente de la Policía Local (SIP) de Jerez multan desde el pasado viernes a diestro y siniestro. Desde que comenzó la Semana Santa las sanciones se han incrementado un 60% con respecto al año pasado. Según datos facilitados por el Ayuntamiento, el Domingo de Ramos los policías interpusieron un 65% más de denuncias a conductores que en 2009.

El gobierno municipal habla de "una huelga encubierta" para "poner a la población en contra de la alcaldesa", la socialista Pilar Sánchez. El secretario general del SIP, Alfonso Lozano, asegura que los agentes "están recibiendo presiones" para "recaudar más ante la mala situación económica del consistorio".

En la calle, los agentes, que ya habían anunciado días atrás que llevarían a cabo medidas de protesta para alcanzar sus reivindicaciones laborales, repiten la consigna. "La responsable de es la alcaldesa, que nos está obligando a multar", decía en la tarde de ayer un agente a un motorista que pedía explicaciones de la sanción que le habían dejado en el vehículo. "Si no estuviéramos en esta situación, no le multaríamos", afirmó el agente.

La delegada municipal de Seguridad y Tráfico, María del Carmen Martínez, ya ha avanzado que denunciará la situación en los juzgados. "Se han multado coches que no han cometido ningún tipo de infracción, pero también reclamaremos por las multas excesivas", dijo. "Es absolutamente mentira que el consistorio haya dado orden de multar. Es una huelga encubierta para conseguir una mejora de sueldos", apostilló la edil socialista.

La indignación era ayer generalizada entre la ciudadanía. Las multas se sucedían en las calles más transitadas por el paso de las hermandades.

"Contrataremos vigilancia si se hace necesario", llegó a advertir la delegada de Seguridad y Tráfico, quien aseguró que el gobierno "quiere llegar a un acuerdo" con este colectivo de trabajadores, pero "sin estar sometido a un continuo chantaje y a una actitud de presión cada vez que llega un evento".

La de estos días no es la primera medida de presión que adopta el SIP. Ya en Navidad, estos agentes secundaron una huelga de brazos caídos y en la última cabalgata de enero advirtieron de que no trabajarían.

"Pasada la Semana Santa diremos en qué han consistido nuestras medidas de presión, ya que hasta ahora no hemos empezado la protesta", manifestó ayer Lozano. Mientras, las multas siguen aumentando.

Dimite el marido de la alcaldesa

El marido de la alcaldesa de Jerez, Juan Carlos Jiménez, dimitió el lunes como director del gabinete de alcaldía del Ayuntamiento para salvaguardar la imagen de la regidora socialista Pilar Sánchez. Jiménez explicó ayer en un comunicado que desde "determinados ámbitos políticos" se ha utilizado su nombramiento, hace casi tres años, "como ariete de una estrategia sistemática" contra la alcaldesa y su gobierno "con la única finalidad de ocultar sus extraordinarios logros al frente del consistorio".

El esposo de la munícipe, policía local con plaza en el concejo desde hace 15 años, dejará también su puesto como asesor para volver a ser escolta de Sánchez desde el próximo jueves.

Tanto su nombramiento como su retribución económica (57.548 euros anuales) han sido criticados por la oposición y por el propio PSOE, que ya en el verano de 2008 obligó a la alcaldesa a suprimir un aumento de sueldo que aplicó a Jiménez al nombrarlo director de su gabinete.

La dimisión se produce sólo unos días antes de que Pilar Sánchez anuncie medidas de ahorro para afrontar la frágil situación del Ayuntamiento. Sin embargo, Jiménez desvincula su renuncia a estos recortes. "Mi dimisión no solucionará los graves problemas económicos que el actual gobierno local ha heredado de quienes, paradójicamente, con más saña y desvergüenza han pretendido hacer creer que mi nombramiento era la madre de todos los problemas", reseña en el comunicado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 31 de marzo de 2010

Más información