Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La empresa de un edil del PP copa las subcontratas de obras de Xàbia

Ha suministrado el hormigón a la mayoría de adjudicatarias del plan Zapatero

La gran mayoría de empresas adjudicatarias de obras públicas del Ayuntamiento de Xàbia contratan el suministro de hormigón a la mercantil Triturca, cuyo administrador único es Miguel Savall, concejal del PP en el Consistorio desde 1999. Los populares integran el actual gobierno local que preside, Eduardo Monfort, candidato de la coalición CDS-Bloc El edil no ve ilegalidad en los contratos y minimiza el volumen de negocio.

La empresa de Miguel Savall desplegó una frenética actividad con motivo del medio centenar de obras del plan Zapatero ejecutadas en el municipio. Triturca suministró hormigón para la rehabilitación de caminos y viales, la construcción de redes de pluviales, la renovación viaria de urbanizaciones, la instalación de una glorieta y de uno de los puntos verdes municipales, varios proyectos de reurbanización de calles y plazas o la mejora de equipamientos deportivos.

La mercantil multiplicó por diez sus beneficios ordinarios en 2007

El Fondo de Inversión Estatal fue consensuado por el Ayuntamiento con la Asociación de Constructores de Xàbia y provocó cierto malestar entre algunos de los empresarios debido a lo ajustado de los precios, que en algunas ocasiones apenas dejó margen para beneficios.

La mercantil Triturca comenzó a operar en febrero de 1997 y tiene un capital social suscrito de 123.000 euros. En su último estado de cuentas, depositado en el Registro Mercantil correspondiente al ejercicio de 2007, hay otro dato llamativo: la firma incrementó de forma importante sus beneficios por actividades ordinarias al pasar de 353.000 euros frente a los 39.000 declarados en el ejercicio de 2006.

La posible controversia por las actividades profesionales del edil del PP se une así a las adjudicaciones realizadas por el Ayuntamiento de Xàbia para el Plan Confianza del Consell, que fueron a parar a un hijo de Moragues; a la cuñada de la edil de Urbanismo, la nacionalista Pepa Chorro; a un consejero del BNV, y a la empresa CAT, que podría haber manejado información privilegiada en una adjudicación anterior, la de dos aparcamientos muy polémicos.

Durante este mes, el portavoz municipal del PP, Juan Carlos Generoso, se desmarcó de estas contrataciones y pidió que el proceso se iniciara de nuevo apelando a la necesidad de que el Ayuntamiento aplique "filtros morales y no sólo legales" a la hora de realizar contrataciones.

Desde entonces la dirección del partido guarda un hermético silencio al respecto. Aunque su presidente, Juan Moragues, sí que aprovechó el año pasado un pleno para revelar que en 2004 influyó para que la empresa que estaba ejecutando los citados aparcamientos contratara al hermano de un edil del PSPV, con cuya familia, según matizó, mantiene lazos de amistad.

Palabra de honor

Miguel Savall ha puesto sobre el tapete hasta su honorabilidad en el intento de desvincular su condición de cargo público y las contratas de su empresa privada: "Doy mi palabra de honor de que mi condición de concejal no ha tenido nada que ver con las obras realizadas en Xàbia con motivo del plan Zapatero". Savall especifica que es la única mercantil dedicada a la actividad del hormigón en ese municipio y por lo tanto la que más abarata los costes de transporte. Por lo que, añade: "Envié una oferta especial por escrito a las empresas, ya que se trataba de obras poco importantes y con unos presupuestos muy ajustados con muy poco margen de beneficio, por lo que no era rentable llamar a otras hormigoneras de fuera de Xàbia". "No estamos hablando de construir grandes edificios sino de actuaciones menores", apostilla.

Sobre la adjudicación de otras obras públicas en Xàbia al margen de las del plan Zapatero, el edil arguye que "actúa el libre mercado" y que en otras ocasiones son otras firmas las que suministran el hormigón.

Savall es uno de los hombres fuertes del PP local, partido por el que es concejal desde 1999. En la compleja vida política local, ha pertenecido a varios gobiernos presididos tanto por Monfort como por el presidente de los populares de Xàbia y actual edil Juan Moragues. Ahora es el responsable del Ciclo Integral del Agua y de Régimen Interior. En otras etapas sí ocupó la Concejalía de Obras, área vinculada a la actividad de Triturca, de la que es administrador único desde junio de 2006.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 25 de enero de 2010

Más información