Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Fotonoticia:

Los siete pecados capitales en el altar de Los Jerónimos

El altar de la iglesia de Los Jerónimos se convirtió ayer en un escenario teatral. Sobre el retablo, nada menos que los siete pecados capitales: la lujuria, la soberbia, la avaricia, la gula, la envidia, la ira y la pereza. Acompañados por el pecado, la gracia, el odio y el albedrío. Y entre todos ellos, el hombre, como siempre debatiéndose entre el bien y el mal, poniendo a prueba su moral. Son todos los personajes de El año santo en Madrid, el auto sacramental de Pedro Calderón de la Barca (Madrid, 1600-1681), el "monstruo de los ingenios". Es un texto de hace cuatro siglos, uno de las muchas piezas olvidadas del dramaturgo del Siglo de Oro madrileño. Ayer fue la primera función, pero hoy y mañana la compañía Delabarca ofrece la oportunidad de ver este auto en vivo en el templo más castizo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 7 de octubre de 2009