Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:JORGE ALARTE | Secretario General del PSPV-PSOE

"Camps mintió a todos, incluso a Rajoy"

El escándalo que envuelve al PP y al presidente de la Generalitat tras conocerse los datos sobre la presunta financiación ilegal a través de la trama corrupta de Francisco Correa hacen que Alarte reclame elecciones anticipadas

Pregunta. Ángel Luna, portavoz del PSPV en las Cortes Valencianas, en el último debate de política general, acusó al PP de cometer un fraude electoral. Una acusación muy grave.

Respuesta. Las elecciones para ser realmente libres en democracia precisan de tres condiciones: Pluralismo informativo, igualdad de medios y respeto a las reglas compartidas. El PP no ha respetado ninguna de las tres. Por lo que respecta a la primera, los medios públicos no están al servicio de los ciudadanos y el pluralismo es inexistente. Y las otras dos condiciones desaparecen cuando, de acuerdo con el informe de la policía nacional, el PP empleó más de 1.000 millones de las antiguas pesetas en la campaña electoral cuya procedencia desconocemos.

"Vivimos en una democracia formal que se mantiene por la Constitución"

"El presidente vive en dos mundos distintos: El suyo y el de la realidad"

"Los implicados en la trama no deben presentarse en los próximos comicios"

"No me arrepiento de no haber recusado al presidente del TSJ"

"Costa, Rambla y Serra estarían fuera del PP si Camps no tuviera nada que ver"

"Si se celebrasen hoy las elecciones seguro que habría un vuelco electoral"

P. ¿Tan mal están las cosas como para reclamar una regeneración democrática en la Comunidad Valenciana?

R. Vivimos una de las principales crisis políticas e institucionales de nuestra historia con diferencia. El presidente Camps se ha convertido en un grave problema para la sociedad valenciana. No hay gobierno, no da respuesta a los problemas reales y la democracia es una democracia formal que se mantiene porque la Comunidad Valenciana forma parte de un Estado cuyo ordenamiento jurídico no lo controla en exclusiva el señor Camps.

P. ¿En serio piensa que el presidente Camps tiene ese déficit democrático?

R. Es algo mucho peor. Expresa una doblez absolutamente escandalosa e inexplicable en un representante político. Vive en dos mundos distintos: El suyo, que tendrá que explicar algún día ante los tribunales, y la realidad. Y al final la verdad se acabará imponiendo.

P. En cambio, Camps les acusa de hablar de cosas que no interesan a la gente. No es el único. ¿Tan poco cotizan los valores democráticos en el mercado electoral?

R. Lo que está en juego en la Comunidad Valenciana son los valores esenciales para volver a creer en la democracia. Si los gobernantes pueden hacer cualquier cosa con los votos, vamos muy mal. No quiero una sociedad en la que los modelos sean [Ricardo] Costa, [Carlos] Fabra, [Vicente] Aparici o Álvaro Pérez. Eso nos hace más pequeños, más pobres y menos dignos.

P. ¿Qué entiende por cualquier cosa?

R. Cualquier cosa es actuar como un político que roza el autoritarismo dentro de los límites que, a su pesar, establecen la Constitución y el Estado de derecho.

P. ¿El fraude electoral que denuncian supone una quiebra del estado de derecho?

R. Los señores Camps y Rajoy diseñaron durante el mes de agosto una estrategia preventiva con la intención de buscar un espacio de impunidad para los dirigentes del PP en Madrid y Valencia. Al principio, no entendía muy bien porqué el PP hablaba de sospechas e indicios sin aportar una sola prueba. Ahora, creo que todos sabían lo que iba a ocurrir y se estaban preparando para lo que iba a pasar.

P. Yo le preguntaba si usted percibe una crisis del Estado de derecho en la Comunidad Valenciana.

R. Si me permite, quisiera sobrevolar por encima de esta cuestión del fraude electoral. El señor Camps se ha instalado en una manera de entender la política y de construir la sociedad valenciana que yo no comparto y que necesita ser sustituida. No ve límites en el ejercicio del poder que cree que se puede alcanzar de cualquier manera. Lo confunde todo: partido y sociedad para hacer de su organización un partido único. Pienso, sinceramente, que tenemos un grave problema mientras Francisco Camps presida la Generalitat.

P. ¿Las elecciones anticipadas serían una solución?

R. De entrada, serían unas elecciones libres a las que no deberían presentarse los implicados en esta trama. Pero Camps no respeta a nadie. No se para ante nada y ante nadie con tal de conservar el poder. A Mariano Rajoy lo acaba de hacer responsable absoluto de todo lo que sepa y de lo que pase en el futuro. Ya lo era. Ahora lo es doblemente.

P. ¿Más que un pulso a Rajoy, no será que el PP valenciano aporta un millón y medio de votos en las elecciones generales y eso le da cierto poder a Camps?

R. ¿Y por eso se esconden detrás de un biombo para hablar?

P. ¿Cree que querían ocultarse?

R. Claro que sí.

P. Alarcón no es precisamente Manhattan.

R. Si no querían ocultarse el PP tiene una sede en la calle Quart de Valencia y otra en la calle Génova de Madrid, Podrían haber acudido allí. Pero lo importante es que Camps se ha enrocado porque se niega a reconocer la realidad. Por eso es imprescindible su dimisión y la convocatoria de elecciones anticipadas.

P. Elecciones que, con los datos que hay, volvería a ganar el PP.

R. En absoluto. Niego la mayor. Este es tiempo de ser valientes y de dar respuestas. Creo sinceramente que, en un debate abierto en el que sea posible la pluralidad informativa y en el que ninguna caja B entre en funcionamiento, las cosas serían distintas.

P. En alguna ocasión ha dicho que los planes que presenta Francisco Camps son mentira. ¿Estamos ante un presidente mentiroso?

R. Sin duda alguna. Mintió a todo el mundo cuando empezamos a saber qué estaba pasando. Incluso le mintió a Mariano Rajoy.

P. ¿Percibe alguna diferencia entre la primera fase del caso Gürtel, referido a los trajes y esta segunda en la que se habla de presunta financiación irregular del PP?

R. Sí, hay algunos valencianos bienintencionados que inicialmente pensaron: "Bah, se trata de cuatro trajes", pero nosotros siempre pensamos que detrás de esto había un tipo de gobierno, un modelo y las políticas de Camps

P. El presidente dice que el caso Gürtel sólo es un lío.

R. Un lío en el que el Consell, el presidente y el PP parece que, presuntamente, se han dedicado a coger dinero de la gente para sus campañas.

P. Pese a todo al PSPV le costó entrar en el caso Gürtel.

R. Porque fuimos rigurosos. Esperamos a que el TSJ adoptara la primera decisión y luego, asumimos nuestra responsabilidad. No me arrepiento de cómo lo hicimos. Fuimos responsables porque a mí, al principio, me costaba pensar que el presidente de la Generalitat fuera una persona de estas características

P. ¿Por qué no recusaron al presidente del TSJ?

R. No lo recusamos porque no queríamos prejuzgar a ninguno de los miembros del tribunal, Tampoco me arrepiento de esa decisión

P. Usted habla con mucha contundencia. Dice cosas como "nadie quedará impune" e incluso ha señalado a personas con nombres y apellidos de ser beneficiarias de la trama, ¿qué sabe usted para acusar con esa seguridad?

R. Aquí el único y principal responsable es el señor Camps. Lo demás son... Bueno, forman parte de la misma infraestructura porque todos tienen la misma forma de actuar. Pero el responsable es el señor Camps que instaló una manera de hacer política.Por cierto, la única que saben hacer la mayoría de los dirigentes del PP en la Comunidad Valenciana.

P. ¿Usted cree que la trama, definida por su portavoz en las Cortes como un "gigantesco aparato de financiación irregular del PP", se montó con el conocimiento y consentimiento del presidente Camps?

R. Sin ninguna duda.

P. En que basa su afirmación.

R. Si el presidente de la Generalitat ni conociera, ni supiera, ni participara, a estas alturas habría hecho una remodelación en la que habría cambiado a la mitad de su gobierno a mediados de agosto.

P. ¿Está diciendo que la corrupción está instalada en el corazón del Consell?

R. Sin ninguna duda. Si no fuera así el presidente no habría tenido ningún problema en explicar qué medidas iba a tomar para atajar esta situación y explicarlas en las Cortes. Si el presidente no tuviera ninguna responsabilidad no tendría problemas en responder a los medios de comunicación. Y si no tuviera ninguna responsabilidad, en estos momentos el señor [Ricardo] Costa, la señora Yolanda García, el señor Vicente Rambla y David Serra ya no serían militantes del PP. Si todo esto no lo hace, no hay ninguna duda. Aparte del bochorno que todos hemos pasado al saber que mintió con los trajes y que vuelve a mentir. Y hemos tenido que escuchar hasta conversaciones de "la farma" y otras cosas.

P. El PSPV propuso una comisión que investigara los contratos de Orange Market con la Generalitat y el PP respondió con otra comisión que investigara las cuentas de los partidos. Al final, los unos por los otros, no van a investigar nada.

R. Nosotros lo que queremos es que se investigue a fondo los contratos de la Generalitat con Orange Market, con la trama de Gürtel y con cuantas empresas hayan tenido vinculación con el PP y la Generalitat de acuerdo con el informe policial. La contabilidad del PP ya sabemos que la que presentaron en el Tribunal de Cuentas no incluía "Barcelona" [los pagos en B]. Nosotros aceptamos que se investiguen los contratos públicos de la Generalitat durante la etapa de los gobiernos socialistas

P. Pero no las cuentas del PSPV

R. Las cuentas del PSPV están donde tienen que estar en el Tribunal de Cuentas y en la Sindicatura. No les vamos a dejar que desvíen la cuestión. Esa es una estrategia para que la gente mire donde no debe mirar.

P. Pero ni contra un presidente y un partido al que ustedes califican de mentiroso y corrupto ganan ustedes las elecciones.

R. Todavía no se han celebrado las autonómicas.

P. Pero todo indica que las van a perder

R. Yo no comparto esa visión. Ya le he dicho que es tiempo de ser valientes. Es más, creo que si se celebrarán unas elecciones en estos momentos habría un vuelco electoral

P. Hace 8 meses dijo: "Nuestro objetivo es recuperar la credibilidad de los valencianos". ¿Ya lo ha conseguido?

R. Hasta que la gente no vote no podremos medirlo; pero me consta que hemos recuperado mucha credibilidad.

P. Y cuánta han perdido con la moción de censura de Benidorm

R. Ninguna. La responsabilidad política se mide en relación con la respuesta política al problema planteado. Y nuestra respuesta ha sido muy clara: Pacto Antitransfuguismo. No irán en la candidatura del PSOE en 2011. El PP no puede decir lo mismo.

P. Mienta y diga que sus relaciones con Leire Pajín son magníficas.

R. Mis relaciones con Leire Pajín son buenas. No miento.

P. ¿No se siente un poco desamparado por la Moncloa y por su propio partido?

R. En absoluto. En cualquier caso, mi prioridad es una política centrada en la Comunidad Valenciana.

P. Pero los hechos son que Mariano Rajoy no sale de la Comunidad, mientras que Zapatero e, incluso, la vicepresidenta Fernández de la Vega, que es diputada por Valencia, apenas se dejan ver.

R. Creo que la política no se mide con el número de visitas, sino con realidades.

P. Ahora, dirá esa lindeza de que Zapatero viaja todas las semanas a Valencia a través del BOE.

R. No voy a decir eso. Pero sí voy a hablar de una cosa que se llama AVE, la principal infraestructura de transformación de la Comunidad Valenciana durante muchas décadas,

P. ¿Y cuándo llegue el AVE qué? ¿Adiós a las inversiones?

P. Cuando se acabe el AVE tendremos que construir el corredor mediterráneo, mejorar el tren de mercancías y poner en marcha la A-68 para la salida de Aragón al Mediterráneo.

"Cambiaremos las prioridades"

P. Mucho criticar a Camps, pero cuesta conocer su proyecto.

R. Pues lo tenemos. Tenemos la intención y la voluntad de gobernar en la Comunidad Valenciana para cambiar las cosas, reducir a la mitad el número de desempleados, para que una industria que siempre funcionó en esta tierra vuelva a ocupar el papel que le corresponde, para que la economía sea de verdad, y no solo la de la especulación y la de los amiguetes como Orange Market.

P. Y tienen un plan, claro.

R. Primero hacer una política real y cierta. No como la de Camps que entre balbuceos, por su situación, y frases histriónicas anunciaba en las Cortes de un plan de austeridad de 300 millones de euros, cuando en Castilla-La Mancha, que tiene un presupuesto de 9.000 millones, van a aplicar un plan de 1.500 millones para medidas extraordinarias. Aquí, en cambio, todo lo que se anuncia son mentiras y planes fantasmales. Véase el plan Confianza. Ni una sola obra.

P. Perdone, el presidente citó a Novelda, un ayuntamiento socialista,

R. Uno. Hay 541 municipios en la Comunidad. El PP no tiene ni una sola medida que sea cierta. Nosotros sí: Pagar todas las deudas de la Generalitat a los proveedores y a las pequeñas y medianas empresas, cambio radical en las prioridades para invertir realmente en el tejido productivo 300 millones. En 2004 se anunciaron 100 millones para los planes de competitividad y no se ha invertido ni el 50%, ni han sido revisados.

P. Ustedes recurren mucho al apagón mediático para justificar su incapacidad para ganar elecciones. ¿No hay mucho de excusa en esa afirmación?

R. No quiero poner ninguna excusa, quiero explicar claramente nuestro proyecto que será capaz de superar la crisis económica.

P. ¿Con qué dinero piensan llevar adelante ese proyecto? La Generalitat está empeñada.

R. La Generalitat está más endeudada que ninguna administración pública del Estado español. La situación es tremenda. Hemos conocido recientemente que hay funcionarios que ni siquiera han cobrado la nómina. Pero en política siempre hay margen para cambiar las prioridades que es lo que realmente necesita esta tierra. Las políticas de estos 14 años de poner el foco y del descontrol urbanístico ya no sirve. Los tiempos han cambiado radicalmente en los últimos 2 años. Se necesitan nuevas ideas, nuevas formas y también nuevas personas. No podemos volver a la senda del avance económico sin ser una democracia moderna, una democracia de verdad. Eso es parte de una sociedad avanzada.

P. ¿Los empresarios ya se llevan bien con usted?

R. Yo siempre me he llevado bien con los empresarios.

P. La pregunta era otra

R. Tenemos un buen nivel de interlocución y creo que ellos, cada día más, creen que es necesario un cambio de ciclo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 4 de octubre de 2009

Más información