Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El ex alcalde de Boadilla contrató a dos abogados del bufete de Michavila

Ambos directores jurídicos han simultaneado sus cargos con el despacho

Arturo González Panero, ex alcalde de Boadilla del Monte (37.900 vecinos), nombró como cargo de confianza del Ayuntamiento a Francisco Javier González Sánchez, accionista y alto ejecutivo del despacho de abogados que asesora el ex ministro de Justicia del PP José María Michavila, Eius. González Sánchez ocupó entre 2007 y 2008 la dirección técnica jurídica del municipio. En ese periodo la firma de abogados que representaba facturó a Boadilla más de 100.000 euros por la defensa de asuntos de contratación pública. Cuando abandonó el cargo fue sustituido por otro abogado que trabajó para el despacho de Michavila.

El nombramiento de González Sánchez fue publicado en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCAM) el 25 de julio de 2007. Fue uno de los nuevos altos cargos nombrados a dedo por el alcalde tras las elecciones municipales de mayo de 2007. Ocupó la dirección técnica jurídica del Consistorio. Pero González Sánchez era, además, apoderado del bufete Eius, según consta en el Registro Mercantil. Fue uno de los fundadores del despacho de abogados, creado en julio de 2004, que asesora Michavila. Además, ocupó el puesto de administrador único de la firma hasta mayo de 2005, cuando lo sustituyó Alberto Dorrego, ex colaborador del ministro. González Sánchez recibió poderes de la firma el 20 de noviembre de 2006 otorgados mediante escritura pública. Actualmente no hay ninguna inscripción en el Registro Mercantil anulando dichos poderes. En el despacho de abogados Eius confirmaron el jueves que Francisco González Sánchez trabajó allí durante unos años. Pero evitaron aportar más detalles.

El municipio pagó a la firma más de 100.000 euros por siete casos

González Sánchez abandonó su cargo municipal a mediados de 2008. Lo sustituyó Carlos Ruiz Cabrera, abogado asociado al despacho de Michavila. Trabajó adscrito al departamento de derecho mercantil de la firma, según consta en una página web modificada ayer para eliminar el rastro de su paso por Eius. A pesar de que el nombramiento de Ruiz Cabrera aún no ha sido publicado, trabaja para el Ayuntamiento de Boadilla como director técnico jurídico, el mismo cargo que ocupaba González Sánchez.

Un portavoz del Ayuntamiento de Boadilla confirmó ayer que Ruiz Cabrera trabaja en el Consistorio como director técnico jurídico. El portavoz precisó que "antes de llegar a Boadilla era un trabajador autónomo que realizaba colaboraciones para muchos despachos". "Pero nunca", precisó, "estuvo en nómina de Eius". Sin embargo, no supieron explicar la vinculación entre González Sánchez y Eius. "Sólo conocemos el trabajo que realizó aquí", apuntó el portavoz. González Panero contrató la asesoría jurídica de Eius hasta en siete ocasiones durante los años en que estos abogados ocupaban la dirección técnica jurídica. Los contratos, ninguno de los cuales superan los 18.000 euros, fueron adjudicados mediante concurso negociado sin publicidad.

Entre los casos que el bufete de abogados defendió se encuentra la cesión del palacio del Infante Don Luis, del siglo XVIII, a la Sociedad General de Autores (SGAE). El Consistorio adjudicó en septiembre de 2006 la cesión durante 75 años del palacete a cambio de la restauración del inmueble. Para financiar las obras el Consistorio permitió a la SGAE hipotecar el conjunto histórico. El caso fue llevado a los tribunales por el partido independiente Alternativa por Boadilla. El Consistorio ganó el caso, pero otro proceso está pendiente de sentencia en un juzgado de lo contencioso de Madrid. Eius también defendió al Consistorio en otros casos relacionados con el aumento de sueldos a una treintena de cargos de confianza.Entre ellos figura el caso relativo a "la determinación del número, características y retribuciones del personal eventual del Ayuntamiento y contra el decreto por el que se realizan los nombramientos del personal eventual". Eius representa al Consistorio en el proceso judicial contra el acuerdo municipal relativo a "las retribuciones a concejales con dedicación exclusiva o parcial y asistencias a órganos de la Corporación". O el caso relativo a "la modificación de la relación de puestos de trabajo del Ayuntamiento en 2008".

González Panero se resiste a abandonar el Ayuntamiento pese a ser uno de los imputados por el juez Baltasar Garzón en la supuesta trama de corrupción que dirigía Francisco Correa en administraciones gobernadas por el PP. Está acusado de adjudicar supuestamente contratos a empresas de Correa, presunto cabecilla de la trama. El ex regidor ha sido suspendido cautelarmente de militancia en el Partido Popular, pero mantiene el acta de concejal.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 28 de febrero de 2009