Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Los 'realities' hacen las maletas

Una fiebre aventurera impregna los nuevos formatos televisivos

Tras cruzar con un euro al día Rusia, Mongolia y China y pasar un sinfín de calamidades, la pareja formada por Fernando Ripoll y María Arqués ganaba el concurso Pekín express (Cuatro) y 78.000 euros. Su buena acogida ha animado a la cadena a preparar la segunda temporada. Con un destino aún por determinar, al casting se han apuntado 25.000 parejas, "17.000 más que a la primera edición", subraya Fernando Jerez, director de antena de Cuatro. En la misma línea, la cadena privada, brindará, en este caso a familias, la oportunidad de embarcarse en "una aventura irrepetible al otro lado del mundo", según avanzan sus responsables, aunque sin especificar el lugar concreto. "Es una sorpresa; la gracia es que los participantes vayan a ciegas", dice Jerez.

Tras Pekín express, hoy le toca el turno a Antena 3 con La vuelta al mundo en directo (22.00), un reality road (programa de telerrealidad itinerante) que realiza Phileas Productions, compañía que pilota Óscar Martínez. El otrora miembro del equipo de El programa de Ana Rosa (Telecinco) también presentará las galas, cuyo resumen diario moderará Efrén Reyero (Mujeres, hombres y viceversa) en Tal cual lo contamos. En el viaje se invertirán 80 días o "1.920 horas", especifica Ana Rivas, directora de programas de Antena 3.

A lo largo de 12 etapas, los émulos de Phileas Fogg, el personaje creado por el visionario escritor francés Julio Verne en La vuelta al mundo en 80 días, tendrán que servirse de "su destreza, habilidad, ingenio, resistencia física y don de gentes para superar los obstáculos que encuentren en su recorrido hacia la meta", explica Rivas, que adelanta que "en el minuto uno" de la primera emisión "una de las parejas ya vivirá un momento muy dramático". Según la dinámica del reality, cada semana, la pareja peor clasificada se situará automáticamente en la puerta de embarque, el paso previo a la expulsión y que supone el billete de vuelta a España. Por el contrario, los vencedores se embolsarán 200.000 euros.

Otro reality de carácter viajero, aunque no itinerante, es Supervivientes (Telecinco). Su próxima edición, que se encuentra en fase de elegir a los famosos que integren la sufridora expedición, llevará a los participantes a Honduras. La fiebre también llega a TVE, aunque no en forma de reality. La Primera estrenará a finales de febrero Españoles en el mundo, que mostrará cómo viven algunos de los más de dos millones de españoles que residen fuera. Son empresarios, empleados, profesores, informáticos, actores, chefs, veterinarios... "El espacio quiere acercarse a los emigrantes de ahora, que nada tienen que ver con los que abandonaron el país por obligación", señala Carmen Domínguez, directora del programa. "Es un ejercicio sociológico muy interesante". Producido por New Atlantis, se mueve entre "el documental puro y duro, la guía turística y el docushow", dice Domínguez. El formato sigue la estela de programas como Madrileños por el mundo (Telemadrid), Después del mar (TPA), Afers exteriors (TV-3) o Andaluces por el mundo (Canal Sur).

La moda aventurera no ha hecho más que empezar. Y es que España se ha quedado pequeña. Tanto que el planeta se está convirtiendo en un inmenso plató. Los intrépidos trotamundos que quieran intervenir en los nuevos desafíos sólo tienen que preparar las maletas y, en la mayoría de los casos, disponerse a pasar penalidades. Jerez asegura que los espacios de entretenimiento viajeros son "un clásico" en otros países. "Lo extraño es que aquí no se hayan abordado antes", observa y lo atribuye al "conservadurismo enorme" que impera en las cadenas. Hasta Pekín express nadie se había atrevido porque "es complicado y caro", declara y resume gráficamente: "Es un movidón".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 8 de febrero de 2009