Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

"Disfrutaría mucho en la selección"

Raúl insiste en ponerse la camiseta roja para la clasificación mundialista

Raúl desapareció durante dos meses. Se fue a las antípodas. Eligió Australia. Tal vez, porque no encontró nada más remoto y soportable para su esposa, sus hijos y su preparador físico personal, que le acompañó en las vacaciones como un artículo de lujo. Así le resultaron más soportables los días libres al capitán del Madrid mientras la selección española hacía historia en la Eurocopa. Ayer, en Irdring (Austria), donde está concentrado el equipo blanco, volvió a hablar en público tras un largo y significativo silencio. Se le vio preocupado por no mostrarse contrariado. La palabra que más pronunció fue "disfrutar".

A los periodistas que se trasladaron a Irdring lo único que les interesó era saber la opinión de Raúl sobre la selección. "Mi reto es estar bien con mi club y seguir trabajando como lo he hecho en el último año", se escabulló. Y dijo la verdad. Para empezar la temporada como un tiro se llevó un preparador a Australia. No ha parado. Añora volver a jugar la Liga. Quiere ser pichichi cuanto antes y meter presión al nuevo seleccionador, Vicente del Bosque, para que le convoque para la roja antes de Navidad.

"Ir a la selección no depende de mí", matizó; "ahora empieza una clasificación para un Mundial y todos los jugadores desearíamos ir. Trabajaré y, si llega la ocasión, iré encantado. Disfrutaré muchísimo".

La hiperactividad física y mental de Raúl sólo es comparable a su ambición. A sus 31 años, no deja de hacer planes. En ese sentido, prefirió no hablar de la Eurocopa y procuró centrarse en el porvenir. "Después de la Eurocopa, en la que hemos disfrutado, Luis Aragonés y todos los jugadores han dejado el pabellón muy alto", dijo; "ahora viene un reto muy importante, el del Mundial de 2010. Hay que clasificarse".

Raúl tuvo palabras de elogio para el sucesor de Luis. "Con la llegada de Del Bosque, todos tenemos la misma oportunidad de ir a la selección", comentó dando a entender que antes no era así. "Del Bosque se merecía el cargo por lo que ha hecho en los últimos años. Ahora se encontrará con un grupo muy bueno y que debe ser la base para el Mundial. Hay buen ambiente y hay que dejar tranquilo a los técnicos y los jugadores. Seguro que todo va a ir bien", concluyó.

A pesar de saber que el núcleo duro de la selección que ganó la Eurocopa estuvo de acuerdo en que no fuera al torneo, por considerar que creaba mal ambiente, Raúl se manifestó en tono conciliador.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 23 de julio de 2008