Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

"Vuelvo para hacer historia"

Navarro renuncia a la NBA por falta de ofertas e ilusión y logra un contrato de unos tres millones de euros por año con el Barcelona

Regresa La Bomba. Tras un año en la NBA, en los Memphis Grizzlies, Juan Carlos Navarro (Sant Feliu de Llobregat; 1980) volverá a vestir la camiseta del Barça durante las próximas cinco temporadas. No se irá, sin embargo, de vacío de Estados Unidos; será el jugador mejor pagado de la ACB con un salario que rondará los tres millones de euros por temporada. "Vuelvo para asumir el liderato del equipo, para hacer historia. Y haré todo lo posible para que esta sección gane títulos", comentó el escolta, que aspira a volver a ilusionar al público del Palau, reñido desde hace tiempo con el presidente Joan Laporta al punto de que le profirieron varias pañoladas. Precisamente, son muchos los que encuadran este fichaje dentro del periodo electoral que vive el club: el 6 de julio se votará la moción de censura. Pero todos lo aplauden. Ídolo y referente del Barça moderno, La Bomba vuelve a casa.

Ir a la NBA le supuso a Navarro un contrato de 560.000 dólares (361.034 euros), aparte de la cláusula que tenía que pagar por plazos al Barcelona para continuar su andadura americana (unos 3,5 millones de euros que debía abonar en tres años: 1,7 en el segundo y 1,8 en el tercero). Un desastre económico que pensaba contrarrestar con su progresión como jugador en la mejor Liga del mundo.

Navarro hizo una temporada más que correcta de rookie (novato), destacando como un auténtico triplista (se quedó a dos triples de superar el récord histórico de novatos) y disputando el All-Star de los novatos. Pero la marcha de su amigo íntimo Pau Gasol -él fue quien acercó a Navarro a los Grizzlies- a los Lakers y el estigma de perdedores que arrastraba el equipo le hicieron sufrir en vez de disfrutar su primer año del sueño americano. "Lo ha pasado mal por las derrotas", convino el capitán azulgrana, Roger Grimau. También ha condicionado su marcha, en cualquier caso, la falta de una buena oferta de otra franquicia, que se acercara a los cuatro millones de euros para paliar la deuda con el Barça.

Navarro, que hoy será presentado oficialmente y cuya incorporación impuso Joan Creus, nuevo secretario técnico, se convierte así en el primer fichaje del equipo de Xavi Pascual. "Él tenía ganas de volver y nosotros también", confesó Creus; "vuelve un ídolo, un jugador muy creativo, de baloncesto imprevisible que gusta y conecta con el público". La oferta del Barcelona es la misma que le ofreció la temporada pasada para evitar su marcha. Pero la llegada de Creus y el proyecto -la puja por Marc Gasol-, y ahorrarse pagar la cláusula han convencido a Juan Carlos Navarro, que ya está en su casa.

La popularidad de Navarro ha caído en el último año (lalistaWIP)

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 20 de junio de 2008