Entrevista:AIRE LIBRE

Gemma Mengual

"Nueva York era un cuadro sorprendente durante el apagón de 2003"

La nadadora barcelonesa, figura histórica del deporte español con sólo 30 años, revive con humor el apagón que sufrió en la ciudad de Nueva York en agosto de 2003.

Pregunta. ¿Dónde estaba cuando la ciudad se quedó sin luz?

Respuesta. Estábamos con un amigo en una playa de Nueva Jersey. Al atardecer, pasamos por un chiringuito y vimos que había revuelo en torno a la televisión. Fue entonces cuando nos enteramos.

P. ¿Volvieron o se quedaron?

R. Volvimos, porque cogíamos un avión al día siguiente. Pero tardamos horas porque no funcionaban los sistemas de peaje ni había alumbrado público. Nueva York a oscuras era un cuadro sorprendente: algunos iban con bengalas, otros se dedicaban al vandalismo...

P. Supongo que el hotel estaría patas arriba.

R. Un poco. Nos guiaron al cuarto con una linterna -era un piso 11 y no había ascensor- y luego usamos la luz del móvil para hacer la maleta, porque encender velas estaba prohibidísimo.

P. ¿Cogieron el vuelo?

R. Llegamos puntuales pero como nada funcionaba, todo se hacía a mano, el vuelo se acabó retrasando 12 horas. Las tiendas y cafeterías estaban cerradas y lo único que podías comer eran las bolsas de patatas que se vendían en unos carritos. Imagínate.

P. Supongo que agradeció subirse al avión.

R. Es, con diferencia, la vez en que más he disfrutado cogiendo uno. ¡A bordo todo funcionaba!

P. ¿Sus recomendaciones para los que visiten Nueva York?

R. Me encantó cenar en el Tavern on the Green de Central Park, donde conviene reservar, o el tour en helicóptero por el East River, que luce mucho más de noche que de día. También cogimos un barco-discoteca donde tomabas una copa dando la vuelta a Manhattan.

P. ¿Algún otro consejo?

R. Sí, no llevar chanclas en verano, porque entre el calor y la contaminación de la ciudad los pies se te quedan espantosamente negros.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS