Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crónica:

"Papá, papá, ¿qué haces que no llamas a Telmo?"

Altercado del ex presidente del PP de Lugo y su hijo con la policía local de Sanxenxo

La policía local de Sanxenxo presentó el sábado pasado en el juzgado de guardia una denuncia tras levantar atestado de un accidente de tráfico en el que se vio implicado el ex presidente del PP de Lugo, José Luis Iravedra. El político, que ahora es miembro del consejo de la Compañía de Radio e Televisión de Galicia, conducía hacia su apartamento cuando colisionó con otro vehículo que circulaba en la misma dirección. Los dos coches iba en paralelo y ambos pretendían girar a la izquierda en el mismo cruce. Según declaró el propio Iravedra a este diario, "el otro coche adelantó por la derecha" y le "rozó por ese lado", en la parte frontal. Al no conseguir ponerse de acuerdo, el otro conductor llamó a la policía y, según testigos de los hechos, el choque menor derivó en un enfrentamiento entre la familia del político y los dos agentes locales.

La escena fue presenciada por numerosos turistas porque se produjo en el centro de un Sanxenxo desbordado de visitantes. Quien protagonizó la discusión más fuerte con los municipales fue el hijo de Iravedra Lestal, que no viajaba en el BMW de su padre, sino que se hallaba en el momento del accidente a pocos metros, en el apartamento que posee su familia desde hace dos décadas en la localidad.

El hijo del político, según los testigos, que tomaron instantáneas de la escena con sus teléfonos móviles, llegó a amenazar a los agentes con frases tales como la de "usted no sabe con quién está hablando", "usted mañana está en la calle" o "papá, papá, ¿qué haces que no llamas a Telmo?", en referencia a Telmo Martín, ex alcalde de Sanxenxo y ahora candidato del PP a la alcaldía de Pontevedra.

La policía sometió al consejero de la CRTVG al test de alcoholemia e Iravedra dio positivo. El político niega que hubiese bebido y asegura que lo que detectó el etilómetro fue la medicación que toma a diario para el corazón. Según Iravedra, esto es algo que ya le ha sucedido en más ocasiones: "En Madrid, una vez, también me sometieron a un control y di positivo, pero les presenté a los agentes un certificado médico y me dejaron seguir circulando sin problema".

Sin embargo, en Sanxenxo no tuvo la misma suerte. Los agentes instruyeron diligencias y ahora Iravedra tiene que esperar a recibir en su domicilio la notificación de Tráfico para recurrir con su informe médico la multa, la pérdida de puntos y la retirada temporal del carné de conducir.

El lucense se sometió hace cinco años, con 53, a una operación cardíaca. Se recuperó de los cuatro bypass, pero, según explica, se ve obligado a ingerir a diario "ocho medicamentos, entre pastillas y jarabes".

Fuentes policiales, de la Guardia Civil y de Tráfico, aseguran que es "prácticamente imposible" que una persona pueda dar positivo en una prueba de alcohol en aire a causa de las medicinas. "Podría detectarse algo, pero nunca alcanzar el máximo permitido", dicen. "Además, la segunda prueba, que se realiza ya en el furgón con un aparato más preciso cuando la primera es positiva, todavía es más certera".

José Luis Iravedra niega haber amenazado a los agentes. "Decir eso es no conocerme", defiende, "porque yo soy una persona muy correcta y nunca me altero". El político insiste en que él se vio enzarzado en el accidente sin merecerlo porque, a su parecer, "la culpa del choque fue del otro" y también fue él quien "quiso que viniese la policía": "A mí, la verdad, es que me daba igual quién fuese el culpable. No discutía nada porque tengo el coche asegurado a todo riesgo y no tengo nada que perder".

Iravedra asegura que "nunca", en su vida, ha pronunciado "palabras como ésas" que se le atribuyen ni ha coaccionado a nadie. Argumenta que, "si hubiese faltado al respeto a la autoridad", se lo "habrían llevado detenido". Reconoce, en cambio, que su hijo y su mujer intervinieron. Que el más joven bajó desde el piso; que, "como joven que es, es más fogoso" y que, hay que entender que "un hijo defiende a un padre siempre".

Además, el consejero de la televisión por el Partido Popular dice que, en realidad, no está seguro de lo que el hijo habló con los policías: "La verdad es que no sé lo que les decía a los agentes, porque yo estaba un poco al margen, pero, por lo que sé, es bastante correcto también".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 13 de abril de 2007