Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crónica:Fútbol | Copa del Rey

Apenas 1.600 fieles asisten a un esperpento de partido en Vitoria

Llegaba la Copa a Mendizorroza casi tres años después pero al parecer casi nadie la echaba de menos. El llamado torneo del k.o.nunca llega en buen momento para nadie, ni para los equipos, más pendientes de la Liga o de cualquier otra cuestión, ni para el público, que siempre encuentra también algo mejor a lo que dedicar su tiempo.

Apenas 1.600 personas asistieron al choque entre Deportivo Alavés y Celta de Vigo y seguramente más de uno se arrepintió de haberlo hecho. Sólo los más incondicionales, unos 50, hicieron algo más que asistir impasibles al pobre espectáculo que ambos equipos ofrecieron sobre el césped vitoriano.

Jugando con el freno de mano echado, sólo unas pocas contras de los locales provocaban cierta emoción entre la atonía general del encuentro, falto de ritmo e intensidad, sobre todo en la primera mitad. Alaveses y gallegos tuvieron en ese período dos claras ocasiones de gol desperdiciadas por Gabri y Guayre, respectivamente.

ALAVÉS 0 - CELTA 0

Alaves: Ardouin; Coromina, Casar, Mateo, Brandán; Gabriel, Uranga, Astudillo (Wesley, m. 62), Thiago (Arturo, m. 76) ; Rubén Navarro y Thiaw.

Celta: Esteban; Jonathan Aspas, Tamas, Contreras, Lequi, Angel; Pablo García, Iriney; Jorge Larena (Canobbio, m. 83), Guayre; y Perera (Núñez, m. 68).

Arbitro: Turienzo Alvarez. Expulsó a Ángel (m. 58) por doble amonestación y mostró tarjeta amarilla al jugador rumano del Celta, Tamas.

Partido de ida de dieciseisavos de final de la Copa del Rey, disputado en Mendizorroza con una asistencia de 1.626 espectadores

En la segunda parte todo discurrió de la misma manera incluso tras la expulsión de Ángel López que vio la segunda amarilla en el minuto 13. Ni siquiera en superioridad numérica fue capaz el Alavés de dar una vuelta de tuerca y lanzarse a por el partido ante un Celta que aguantó sin excesivos agobios y que tendrá en Vigo la ocasión de decidir la eliminatoria.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 25 de octubre de 2006