Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:Ciclismo

De París a Sabiñánigo

Unzue, ayudante de Rijkaard, corre La Bonaigua y seguirá como 'globero' la Dauphiné Libéré

Juan Carlos Unzue, entrenador de porteros del Barcelona, participó ayer en la clásica ciclista de marcha cicloturista de La Bonaigua, que, con salida y llegada en La Pobla de Segur, recorre 185 kilómetros de montaña por los Pirineos. Unzue, campeón de Liga y Copa de Europa en el equipo de trabajo de Frank Rijkaard, terminó la prueba en 6h 3m. El registro le llevó a ocupar la plaza 56ª de la clasificación general y la 26ª de los de su grupo de edad.

El ex guardamenta profesional, hermano del director deportivo del equipo ciclista Illes Balears-Caisse D'Epargné, y el resto de los participantes recorrieron parte del etapón del Tour que termina en el Pla de Beret, una extraordinaria ruta que el próximo 13 de julio pasará por el Tourmalet, Aubisque, Aspin, Peyresourde y Portillón en un solo día.

Unzue se dispone a incorporarse hoy a la caravana de globeros que seguirá la Dauphiné-Libéré a pie de carretera, en una caravana y con la bici a cuestas. En principio, estaba previsto que en la aventura le acompañase otro ex futbolista, el delantero internacional asturiano Luis Enrique.

El de Gijón sigue entregado al deporte desde que colgó las botas hace dos temporadas y este mismo año, en el que se ha sacado el titulo de entrenador, ha participado en la maratón de Nueva York. El mítico recorrido por la gran manzana lo terminó con un tiempo de 3h 14m.

Puertos míticos del Tour

La idea de Unzue es recorrer Francia hasta el próximo día 11, subiendo alguno de los puertos por los que pasarán los corredores, entre ellos Valverde y el kazajo Vinokurov, en lo que se interpreta un ensayo general con vistas al Tour. Evidentemente, subir el mítico mont Ventoux, el Izoard o l'Alpe D'Huez es motivo suficiente como para que Unzue, amante del ciclismo desde antaño, haya reservado parte de sus vacaciones para seguir la 58ª edición de la Dauphiné.

La cima de La Toussuiré, por la que jamás ha pasado el Tour y que ha sido incluida en el trazado de este año, es una de las mayores motivaciones del ex portero, que cuenta con la presencia de Luis Enrique en el viaje cicloturístico. La idea primordial, en cualquier caso, es seguir metiendo kilómetros para su gran objetivo de este año: La Quebrantahuesos.

Somport, Marie Blanque, Portalet y la chincheta traicionera que supone el alto de Hoz, ya en el camino de vuelta a casa, esperan a Unzue y Luis Enrique el próximo día 17, en la mítica prueba con salida y llegada en Sabiñánigo (Huesca), 200 kilómetros a un desnivel sostenido de 3.300 metros. Cambiar el césped por la bici a buen nivel no está al alcance de cualquiera.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 4 de junio de 2006