Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los fármacos anticoagulantes orales afectan negativamente a la masa ósea

Un estudio del departamento de Enfermería detecta un mayor grado de incidencia en hombres que en mujeres. La disminución de la masa ósea aumenta el riesgo de sufrir osteoporosis y fracturas.

José Luis Bote Mohedano de la Escuela de Enfermería y Terapia Ocupacional ha defendido su tesis doctoral "Efectos del uso crónico de anticoagulantes orales sobre la masa ósea valorada mediante ultrasonidos", un estudio realizado en las instalaciones del Hospital de Mérida. La investigación corrobora la incidencia negativa de los fármacos anticoagulantes orales en la masa ósea, con el consecuente aumento del riesgo de ostoporosis y, por tanto, de las fracturas.

Bote centró su investigación en enfermos en tratamiento con anticoagulantes orales controlados en el Hospital de Mérida en los que analizó las consecuencias sobre el hueso del consumo crónico de estos medicamentos. Los resultados obtenidos corroboran los de los escasos estudios existentes hasta ahora, aportando además nuevos datos. Así, Bote Mohedano ha detectado una incidencia de afectación sobre la masa ósea mayor en hombres que en mujeres, ya que en los hombres disminuyen tanto la masa ósea cortical como trabecular, mientras que en las mujeres sólo afectan a la masa ósea trabecular. Esta disminución de la masa ósea se debería, sobre todo, a un incremento significativo de la fracción no carboxilada de la osteocalcina en estos pacientes.

Proceso investigador

Para realizar esta investigación su autor organizó el trabajo en dos grupos de personas: uno compuesto por 120 pacientes en tratamiento con anticoagulantes orales (73 hombres y 47 mujeres) del Hospital de Mérida, y otro de control, compuesto por sujetos sanos de la misma edad. Ambos grupos se sometieron a distintos estudios: antropométrico, densitométrico (mediante ultrasonidos de falanges y calcáneo), y bioquímicos (estudios de coagulación y parámetros del remodelamiento óseo).

Según el investigador, la principal conclusión del trabajo es que en las personas en tratamiento crónico con fármacos anticoagulantes, puede producirse una disminución de su masa ósea y sufrir, por tanto, un mayor riesgo de osteoporosis y de fracturas.

La tesis doctoral, dirigida por los doctores Pedrera Zamorano y Rey Sánchez, ha sido calificada con sobresaliente cum laude.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 26 de enero de 2006

Más información