Reportaje:FÚTBOL | 18ª jornada de Liga

"Tenemos que exigirnos más"

López Caro, con el que el Madrid sólo lleva 5 de 12 puntos posibles, lamenta "la falta de acierto"

El Barcelona comienza a abrir un abismo con el Villarreal (a 12 puntos) y el Madrid (a 13). La llegada de López Caro al banquillo del Bernabéu no ha mejorado las perspectivas. Más bien al contrario. El Madrid estaba a seis puntos del líder cuando fue destituido Vanderlei Luxemburgo y cuatro jornadas después la distancia es más del doble. Con López Caro, el Madrid suma una victoria (Málaga), dos empates (Osasuna y Villarreal) y una derrota (Racing). Es decir, cinco puntos de 12 posibles. El hueco con el Barça se ha agrandado tanto que la Liga parece perdida.

"La esperanza de ganarla siempre está ahí y tenemos el deber de luchar por ella. Sólo tenemos que preocuparnos por nuestro trabajo", explicó López Caro. El técnico madridista se mostró "satisfecho" con su equipo porque jugó "ordenado", pero el empate le dejó un gusto amargo. "Nos vamos fastidiados porque nos tenemos que exigir más. Ganar ha de ser nuestra obligación", dijo el preparador. "Los dos equipos jugamos bien, con valentía, ordenados y con actitud. Tuvimos multitud de ocasiones para adelantarnos y se vio un buen espectáculo. Sólo nos faltó acierto", concluyó.

"Estamos jugando mucho mejor y queda toda una vuelta. Aún podemos ganar la Liga", dicen los blancos

Más información

"En el vestuario no damos por perdida la Liga. Vamos a luchar a muerte por los puntos que quedan", advirtió Soldado, valenciano y que recibió en la grada la visita de sus familiares. El delantero saltó al campo a falta de 15 minutos para el final, en sustitución de Robinho, y puede tener más oportunidades después de la lesión de Ronaldo, que recayó de su microrrotura fibrilar. "Es un pinchazo en el mismo sitio. Creo que es la misma lesión, aunque quizá un poco peor porque la zona se resiente. No creo que sea por la carga de entrenamientos", explicó el delantero, que hoy será sometido a varias pruebas para saber su tiempo de baja. "Es un futbolista importante para nuestro esquema. Lleva una racha negativa de lesiones, pero está trabajando con mucha ilusión", opinó López Caro sobre el brasileño.

Baptista y Zidane, mientras tanto, negaron también que el equipo haya perdido sus posibilidades en la Liga. "No hay que pensar en el Barça. Ellos ganan y nosotros no, pero hace dos años les llevábamos mucha ventaja y nos superaron. Quizás en la Champions tengamos más oportunidades porque son menos partidos", dijo Zidane. "Estamos jugando mucho mejor y vamos en una buena línea. Queda toda la segunda vuelta y aún podemos ganar la Liga. El vestuario está triste. Cuando no ganamos, lo sentimos mucho", abundó Baptista.

Por otra parte, la expedición madridista aprovechó la cita para visitar al presidente de honor del club, Alfredo Di Stéfano, ingresado en el hospital La Fe, de Valencia, tras sufrir un infarto agudo de miocardio el pasado 24 de diciembre. Emilio Butragueño, López Caro y Guti le vieron el sábado. Ayer fue el presidente, Florentino Pérez, quien visitó a Di Stéfano, que esta semana podría recibir el alta médica.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 08 de enero de 2006.

Lo más visto en...

Top 50