Astiazarán se garantiza más de millón y medio de euros como presidente de la Liga

Los equipos de Primera y Segunda plantearon ayer en su asamblea separarse de la Federación

José Luis Astiazarán se ha asegurado 1.580.000 euros brutos de sueldo por cuatro años, el periodo de tiempo por el que fue elegido presidente de la Liga Profesional el pasado 15 de julio. Astiazarán percibirá 395.000 euros brutos al año, pero se ha garantizado la cifra total complete o no su mandato al frente de la patronal de los clubes de Primera y Segunda. Los clubes, además, en la asamblea extraordinaria de ayer, plantearon la separación de la Liga de la Federación Española al considerar que ésta no muestra demasiado interés en formalizar un nuevo convenio de colaboración entre ambos organismos.

Esas cantidades y condiciones son las que han acordado hoy [por ayer] la asamblea de la Liga para este abogado donostiarra de 42 años, que llegó al cargo al abandonar la presidencia de la Real Sociedad el 30 de junio de 2005. Allí dejó tras de sí la peor crisis social y económica de la historia de la entidad y un mandato caracterizado por la polémica. Su antecesor al frente de la Liga Profesional, Pedro Tomás, percibía unos 100.000 euros brutos menos de sueldo, pero contaba con unos incentivos en función de los ingresos que generase la Sociedad de la Liga, capítulo que no se aplica con Astiazarán.

El sueldo del presidente, pese a que lleva en el cargo cinco meses, fue puesto a debate y aprobado ayer por mayoría de los 42 clubes que forman la Liga. Dos de ellos se abstuvieron y cuatro votaron en contra, entre los que se dan por seguros los equipos vascos de la Real Sociedad y el Eibar, que además dispuso de la representación del Tenerife.

La asamblea extaordinaria de la Liga trató también ayer la paralización en que se encuentran las negociaciones del convenio con la Federación después de que el anterior concluyera el 30 de junio de 2004. Ambos organismos deberían haber firmado ya el nuevo convenio de competencias, según el acuerdo a que llegaron el 24 de agosto en el Consejos Superior de Deportes (CSD). La Liga y la Federación se emplazaron para tratar el asunto el pasado 5 de diciembre, pero esta última decidió no acudir a la cita. La excusa fue que la Liga no accedió a la petición federativa de que excluyese de la negociación a Javier Tebas, vicepresidente de la patronal de los clubes.

La asamblea de la Liga, ante la situación creada, acordó en principio instar al CSD para que inice un arbitraje que resuelva el conflicto. Si no llega la solución, los clubes se plantean su separación de la Federación. Esta postura fue defendida por el presidente de la Liga, ejemplificando con lo sucedido en el fútbol inglés y francés. Tanto en en Inglaterra -la Premier League- como en Francia, sus Ligas profesionales funcionan al margen de sus federaciones. En el caso del fútbol español, la separación requiere modificar la Ley del deporte y el decreto de federaciones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 14 de diciembre de 2005.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50