Perfil | William Sullivan

El 'mutante' tecnológico

No hace mucho que William Sullivan tomó las riendas de Agilent, la compañía líder desde hace 65 años en el sector de los instrumentos de medición industrial y científica. Y se está tomando el cargo muy a pecho, porque Sullivan no ha esperado ni siquiera cuatro meses para empezar a introducir cambios de calado en la estructura de la empresa, para desprenderse de las unidades de negocios menos rentables que arrastra desde que la compañía se desgajara de Hewlett-Packard (HP) en 1999.

Antes de ser designado, el pasado mes de marzo, presidente ejecutivo de Agilent, este reconocido ejecutivo, de 55 años de edad, ocupó durante dos años el puesto de director de operaciones en la compañía de Palo Alto (California). En ese cargo, fue responsable además de la división de productos electrónicos y soluciones del grupo tecnológico, el negocio más importante de Agilent. Y ya antes de asumir esa posición, Sullivan estuvo al frente, entre agosto de 1999 y marzo de 2002, de la división de semiconductores.

Pero la carrera de Bill Sullivan en el sector tecnológico se remonta a 1976, año en el que entró en el gigante HP y se especializó en el ámbito de las telecomunicaciones, transmisión de datos y ordenadores. En el grupo informático ocupó diversos puestos de gestión. Por eso, los que han trabajado con él, aseguran que es un ejecutivo con experiencia probada, que entiende la compañía que dirige y que, además, cuenta con gran capacidad de liderazgo.

A partir de estas cualidades, las desinversiones anunciadas el pasado lunes, que afectarán de momento a su filial de semiconductores -el segmento más volátil de la compañía- suponen un gran cambio estratégico hacia la estabilidad del negocio tradicional de aparatos de medición de Agilent. Su origen profesional y los cambios introducidos recuerdan mucho al paso que dio hace seis años HP, cuando decidió desprenderse, precisamente, de Agilent.

Sullivan era miembro también del directorio de Lumileds, la empresa conjunta que tenía con Philips, a la que cedió el lunes su 47% del accionariado por 950 millones de dólares. Agilent contaba antes de la reestructuración con 28.000 empleados y tiene negocios en 110 países de todo el mundo, lo que le aportó unos ingresos netos de 7.200 millones en 2004. Bill Sullivan, nacido en 1949 en Yakima, en el Estado de Washington, es graduado en Ciencias por la Universidad de California. Y junto a su amplia experiencia profesional en el ámbito de los semiconductores, fue miembro del directorio del Children's Discovery Museum en San José (California).

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 20 de agosto de 2005.

Lo más visto en...

Top 50