Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El fin de semana arroja 41 muertos en carretera, el doble que en el anterior

Un total de 41 personas fallecieron en los 33 accidentes de tráfico mortales contabilizados durante el fin de semana (desde las 15.00 horas del viernes hasta las 20.00 horas del domingo), en los que también se registraron 15 heridos graves y otros 17 leves, según la Dirección General de Tráfico (DGT).

El número de fallecidos casi duplica el registrado en el fin de semana anterior (2, 3 y 4 de julio), pese a que éste coincidió con la primera Operación Salida del verano. No obstante, se da la circunstancia de que el mismo fin de semana del pasado año (entre el 9 y el 11 de julio de 2004) también se registró un aumento de la siniestralidad y se convirtió en uno de los peores del verano, ya que se registraron 27 siniestros y 40 fallecidos.

El sábado pasado fue el día de mayor siniestralidad, dado que se cerró con 18 accidentes en los que 24 personas perdieron la vida, otras 13 resultaron heridas de carácter grave y 13 más leves.También se registraron los dos siniestros más graves del fin de semana. El primero de ellos, en la C-13 a su paso por Alcoletge (Lleida), cuando a las 14.46 fallecieron tres personas y otras dos resultaron heridas graves en una colisión frontal de dos vehículos.

Tres jóvenes en Siero

El otro se produjo a las 9.00 en la A-64 a su paso por Siero (Asturias). Tres jóvenes de edades comprendidas entre los 23 y los 25 años de edad perdieron la vida y otro de 26 años resultó herido grave cuando su vehículo salía de la vía y colisionaba.

Respecto a la jornada del domingo y hasta las 20.00 horas, la DGT contabilizó siete accidentes y otras tantas víctimas mortales. En cuanto al viernes, desde las 15.00 horas se registraron ocho accidentes con diez víctimas mortales, dos heridos graves y tres leves.

Por otra parte, un joven, cuyas iniciales son G. P. L., de 16 años, murió ayer en Vilaverd, Tarragona, al ser arrollado por un tren el turismo en el que viajaba, informa Oriol Aymi. El accidente se produjo poco antes de las dos de la madrugada en la carretera C-14 y en un paso a nivel que, según el ADIF (Administrador de Infraestructuras Ferroviarias), estaba señalizado y con barreras. La víctima viajaba junto a dos compañeros de 19 años de edad, uno de los cuales resultó herido de gravedad. El tercer ocupante resultó herido leve, según aseguraron ayer fuentes de los bomberos de la Generalitat. La línea ferroviaria Lleida-Barcelona estuvo interrumpida durante cuatro horas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 11 de julio de 2005