Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Paco Ortega vuelve a la rumba con su disco 'Ven acá pacá'

El compositor prepara un libro con relatos sobre los temas del álbum

Nació en Úbeda (Jaén), pero ha vivido desde los siete años en Madrid. Por eso dice que descubrió tarde el flamenco. Afamado productor y descubridor de nuevas figuras, vuelve a grabar un disco en solitario, Ven acá pacá, después de seis años. Y a finales de mes se publicará un libro de relatos, basado en las canciones del disco, que llevará el mismo título y en el que colaboran, entre otros, Santiago Segura y Felipe Benítez Reyes.

Hace seis años que Paco Ortega publicó Calaíto, su último disco hasta el reciente Ven acá pacá, que constituye su tercer disco en solitario a pesar de llevar desde mediados de los setenta en esto de la música. Puede que Ortega sea acaso más conocido por su faceta de productor de éxito, o de descubridor de talentos, pues en su haber se apuntan los de Niña Pastori, junto a Alejandro Sanz, o de Diego, El Cigala, amén de haber compuesto para Tijeritas o Ana Belén, entre otros muchos.

"No me gusta el sistema de la industria de sacar un disco por año, por rentar", dice para justificar su escasa producción propia. "Hay que publicar un disco cuando hay deseos, canciones y ganas. Me puedo permitir llevar este ritmo gracias a sacar discos de otros artistas. Me gusta diversificar, no ser sólo intérprete, o compositor, o productor. Cada función la hago cuando puedo aportar algo en ella".

Reconoce también que cuesta eliminar los clichés que pesan sobre él, como el de saber cómo hacer éxitos para otros artistas y no conseguirlos para él mismo: "Esto es como una cadena, y si falla sólo un eslabón, se rompe toda entera". Así interpreta que cuando publicó su primer disco en solitario, La magia del barrio, que tantas expectativas despertó en mitad de los noventa, resultara finalmente un fiasco. "Tuve una producción de lujo y la compañía (Polygram, entonces) no escatimó en gastos. El disco era fabuloso, pero nada más publicarse hubo un cambio en la cúpula, llegó una directora alemana que no entendía de música española y lo echó a un cajón". Paco Ortega dirige además un pequeño sello, El Buscador de estrellas, para canalizar su ilusión por descubrir gente nueva, "o tratarlas al menos como me hubiera gustado que me trataran a mí al principio de mi carrera".

"El disco busca retratos, historias. La mayoría de las canciones son mías, pero me gusta meter de otros creadores. Creo que ha de primar en un disco la tarea de intérprete; así, al coger de otros las hago mías". Sabina le ha dedicado un soneto ("Joaquín es de Úbeda, como yo, o como Muñoz Molina"), y hay una adaptación del Desaparecido, de Manu Chao, y las colaboraciones en algunas letras de Pulgar y de la periodista y escritora Nuria Barrios.

"Lo de Manu es un encargo que luego se cayó para un disco homenaje con versiones de canciones suyas. Probé revisitar Desaparecido con el beat de la rumba, y comprobé que funcionaba.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 11 de septiembre de 2004