SANGRE TRAS EL ENCIERRO DE 'SANSE'.

El tercer encierro de las fiestas patronales de San Sebastián de los Reyes fue más accidentado que los anteriores. Dos astados de la ganadería de Javier Arauz de Robles saltaron al callejón, lo que provocó escenas de pánico. Tres jóvenes resultaron heridos, uno de ellos de carácter muy grave, al sufrir un fuerte golpe en la cabeza. Tras ser estabilizado, fue trasladado al hospital Doce de Octubre en un helicóptero del Summa. La carrera terminó con 26 contusionados.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 27 de agosto de 2004.

Se adhiere a los criterios de