Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Necrológica:

Ricardo Macarrón, retratista

El pintor Ricardo Macarrón Jaime falleció el viernes a los 78 años en su domicilio de Riaza (Segovia) de un ataque de miocardio masivo. Estaba acompañado de sus familiares. Considerado por muchos un pintor de corte, por su paleta han pasado cuatro generaciones de Borbones, desde la reina Victoria Eugenia, al príncipe Felipe, además de otros personajes de la realeza europea, sobre todo de Gran Bretaña.

Nacido en Madrid el 9 de abril de 1926, era nieto del fundador de la Casa Macarrón, uno de los almacenes para artistas de más solera de la capital. Su familia fue la encargada de embalar las pinturas del Museo del Prado cuando comenzaron los bombardeos de Madrid durante la Guerra Civil.

Su padre le matriculó en la Escuela de Artes Aplicadas para que aprendiera talla, restauración y dorado de marcos. Pero artistas de la talla de Zuloaga o Mariano Benlliure convencieron a su padre de que la vocación de su hijo era la pintura.

Estudió en la Escuela de Bellas Artes de San Fernando y amplió estudios en París, donde residió en el Colegio de España. A partir de 1946 viajó por toda Europa para conocer el arte y las corrientes artísticas que se daban en el Viejo Continente.

Aunque ha cultivado el paisajismo, la mayoría de sus pinturas están dedicadas a la figura humana, a pesar de lo cual al artista no le gusta definirse como retratista, sino como pintor a secas. Su primer retrato lo realizó en 1943, cuando aún era estudiante, y el retratado era el pintor Joaquín Bustillo, aunque la obra que abre todos sus catálogos está fechada en 1944, titulada Después de la faena, de temática taurina.

Su éxito internacional lo consiguió en Londres, tras pintar al niño Simon Berry, que fue presentado en la Exposición de la Royal Society of Portrait Painters de Londres, donde tras el éxito obtenido, fue nombrado miembro de esta sociedad. Permaneció una temporada en la capital británica pintando varios retratos.

En Gran Bretaña ha pintado a numerosos miembros de la realeza, desde la reina Isabel II, pasando por la princesa Margarita o la duquesa de Kent. También ha vivido en París por la misma razón. Allí pintó, entre otras personalidades, a la princesa Grace de Mónaco. Igualmente ha retratado a la reina Noor de Jordania o a los grandes duques de Luxemburgo, entre otros soberanos. En España es considerado el pintor oficial de la familia real.

Desde que en 1967 pintara en Lausana a la reina Victoria Eugenia, por su paleta han pasado todos los miembros de la familia. En 1971 pintó a la condesa de Barcelona, en 1982 a su marido Juan de Borbón, cuyo retrato sirvió para ser reproducido en sellos en 1993. Ha retratado en numerosas ocasiones a los Reyes, así como al príncipe de Asturias y a las infantas.

Sus cuadros de distintas personalidades de la vida política cuelgan como retratos oficiales en numerosos organismos públicos, además de haber retratado a personajes de la vida política, social y económica del país, como el empresario Ramón Areces o el banquero Emilio Botín, pasando por los barones Thyssen-Bornemisza, o Salvador de Madariaga.

Según sus biógrafos, el inicio de Macarrón como pintor de la élite social se produce en 1962, cuando firmó un lienzo de la condesa Cristina Potocka, que le abrió las puertas entre la alta sociedad. En los años noventa ha vuelto al paisaje, y después de la publicación en 1999 de un libro sobre su obra, está pendiente una exposición de la misma. El citado libro antológico denominado Macarrón, ha sido editado por Ibercaja y presentado el 14 de octubre de 1999 en el Museo Thysen-Bornemisza.

Además de los cuadros realizados por encargos a personas particulares, su obra cuelga en diversas pinacotecas como el Museo Nacional de Arte Contemporáneo de Madrid, la Fundación Thyssen-Bornemisza, también en Madrid, la Fundación Güell en Barcelona, Museo Denver (Colorado, Estados Unidos), Museo de la Universidad de Oslo, National Gallery de Ciudad del Cabo (Suráfrica) y en las colecciones de las casas reales de España, Gran Bretaña y Jordania, en el Gran Ducado de Luxemburgo y en el Principado de Mónaco.

Era miembro de la Royal Society of Portrait Painters (Real Sociedad de Pintores de Retratos). Entre los numerosos premios que obran en su poder, se puede destacar la Medalla de Pintura de Bellas Artes, otorgada en 1962. Ricardo Macarrón estaba casado con la también pintora Alicia Iturrioz y era padre de dos hijas. Fue enterrado ayer sábado en el cementerio de la Almudena de Madrid.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 16 de mayo de 2004