La nueva plataforma digital comenzará a emitir en julio sin cambio de descodificadores

Las juntas de Sogecable y Vía Digital aprueban la fusión de las dos televisiones de pago

Las juntas de accionistas de Sogecable (participada por PRISA y el grupo francés Canal Plus) y Vía Digital (Telefónica) aprobaron ayer su integración para dar lugar a una oferta conjunta de televisión de pago con más de 2,5 millones de clientes. La nueva programación comenzará a emitirse en julio y los abonados no necesitarán cambiar de descodificadores ni de antenas parabólicas. El presidente de PRISA y de Sogecable, Jesús de Polanco, advirtió de que el sector audiovisual se encuentra en un "momento crítico", por lo que "la prometida Ley Audiovisual no puede ni debe verse aplazada".

La nueva plataforma digital ya está en marcha. Las juntas de accionistas de Sogecable y Vía Digital aprobaron ayer su integración en una única sociedad que liderará el mercado de la televisión de pago en España, con unos ingresos agregados de más de 1.300 millones de euros.

Los más de 2,5 millones de abonados de ambas empresas disfrutarán de una nueva programación conjunta a partir del próximo mes de julio, según anunció ayer el consejero delegado de Sogecable, Javier Díez de Polanco. Para ello, no precisarán realizar ninguna modificación ni en los descodificadores ni en las antenas parabólicas, ya que se mantendrán las emisiones por los dos sistemas de satélite (Astra e Hispasat).

Previamente, a finales de mayo se conocerá la nueva denominación de la plataforma, y a mediados de junio se presentará la programación. Ésta cubrirá todos los segmentos de audiencia y reforzará los contenidos que ya ofrecen actualmente Sogecable y Vía Digital por separado, según Díez de Polanco, quien aseguró que se mantendrán los precios actuales, como dicta una de las condiciones impuestas por el Gobierno para autorizar la fusión.

"Severas condiciones"

Precisamente, el presidente de PRISA, Jesús de Polanco, se refirió a esas 34 "severas condiciones" que obligaron el 29 de enero a modificar parcialmente el acuerdo inicial firmado el 8 de mayo de 2002 cuando se anunció la fusión: "Sólo las personas que no conocen este negocio son capaces de calificar estas condiciones de favorables".

Polanco se mostró convencido que el futuro del sector pasa por la televisión de pago cuya viabilidad está asegurada, como pone de manifiesto que "en los últimos tres años las televisiones generalistas han ido perdiendo audiencia mientras que los canales de pago y locales, vía satélite y por cable han llegado a alcanzar el 10% del consumo nacional".

No obstante, el presidente de PRISA manifestó la necesidad de que se apruebe con urgencia la prometida nueva Ley Audiovisual. "No se trata de incrementar la sobrerregulación e intervención ya existente, sino de simplificar, clarificar y poner al día un marco general abierto, flexible y receptivo al cambio tecnológico y que facilite la actividad de las empresas", aseguró.

Por su parte, Díez de Polanco indicó que la televisión de pago en nuestro país alcanzará los cinco millones de abonados en 2005 entre todos los operadores, y que la nueva plataforma surgida de la fusión tendrá un rápido y considerable aumento de abonados (hasta los tres millones cuando se culmine el proyecto), un incremento del ingreso medio por cliente y un margen de rentabilidad superior al 30% en términos de Ebitda (beneficio bruto operativo).

Tras la celebración de las juntas de accionistas, antes del 15 de junio se procederá al canje de acciones para el que Sogecable aprobó ayer una ampliación de capital destinada a los actuales accionistas de Vía Digital. De esta forma, Telefónica controlará hasta el 23% de la nueva sociedad, mientras que PRISA,que seguirá asumiendo la gestión, y Groupe Canal + poseerán un 16,38% cada uno.

Díez de Polanco aclaró que aún no se ha determinado la valoración de la nueva compañía, aunque será superior a la actual capitalización bursátil de Sogecable (1.100 millones de euros).

El consejero delegado de Sogecable indicó que para lograr los objetivos marcados será necesario acometer un proceso de reestructuración, que incluirán la racionalización comercial y la reducción de costes de programación, transmisión y de estructura general. A tal fin será necesario destinar más de 300 millones de euros, que probablemente afectarán a la cuenta de resultados del actual y el próximo ejercicio.

Por otra parte, Fernando Falcó, miembro del consejo de Vivendi, fue nombrado ayer consejero y vicepresidente de Sogecable y el actual presidente de Groupe Canal +, Bertrand Meheut, nuevo consejero.

Jesús de Polanco (en el centro), durante su intervención en la junta de accionistas de Sogecable. A su derecha, Javier Díez de Polanco, Fernando Falcó y Ricardo Egea. A su izquierda, Íñigo Dago y Juan Luis Cebrián.
Jesús de Polanco (en el centro), durante su intervención en la junta de accionistas de Sogecable. A su derecha, Javier Díez de Polanco, Fernando Falcó y Ricardo Egea. A su izquierda, Íñigo Dago y Juan Luis Cebrián.BERNARDO PÉREZ

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 13 de mayo de 2003.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterBECAS VERANO

Lo más visto en...

Top 50