Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:La crisis azulgrana | FÚTBOL

Hartos de correr

Algunos jugadores se sienten agotados tácticamente

La derrota del Barcelona en Vallecas ante el Rayo (1-0), la quinta de la temporada, no sólo ha sumido a la afición azulgrana en un estado de ebullición, sino que algunos jugadores tienen la sensación de que el discurso táctico comienza a estar agotado. No lo dicen de manera pública, pero, utilizando palabras que se escuchan en el vestuario, hay una cierta "desilusión" porque están "hartos de correr" sin encontrar soluciones que den credibilidad a su juego.

La mayoría evita la autocrítica y responde que cumplen las órdenes de Louis van Gaal porque, en caso contrario, el entrenador se rebota. El técnico tiene también a un buen grupo de jugadores de su parte, de manera que es complicado encontrar un plan de actuación común. Falta un compromiso global con el club y complicidad con un estilo de juego. No hay dudas, en cambio, a la hora de definir a la situación como "límite", palabras que ayer usó De Boer.

Riquelme: "Tal y como lo estamos haciendo, no podemos ganar la Liga. Siento vergüenza"

El más locuaz fue Riquelme, sin duda alguna el mejor de los azulgrana en Vallecas. "Tal y como lo estamos haciendo ahora, no hay posibilidades de ganar la Liga", dijo el argentino, que coincidió con su compatriota, el portero Bonano, al decir que siente "vergüenza" por el mal momento del equipo. "El Barça no puede estar tan abajo en la clasificación de la Liga", afirmó; "pero cuando pasan dos y tres partidos sin conseguir la victoria es porque las cosas no se están haciendo bien". Y, para remachar, recordó que, salvo el Betis y la Real Sociedad, los demás equipos que han derrotado al Barça no son superiores.

¿Cómo se arregla la situación?, se le preguntó al centrocampista. "Ganando", respondió Riquelme; "el martes tenemos un partido contra el Newcastle y el domingo otro ante el Sevilla, ambos en casa. Hay que ganarlos como sea, jugando bien o mal, tanto nos da. Uno se pone ansioso cuando no llegan los resultados, pero hay que animarse".

El discurso de De Boer fue más conciliador. El central zurdo holandés, que reapareció en Vallecas tras estar ausente en los dos últimos partidos, se negó a "rendirse" en la Liga. "La situación es complicada", admitió al tiempo que se mostraba convencido de que la actitud del equipo ante el Rayo fue "buena". "Con esta actitud", subrayó De Boer, "el Barça es uno de los mejores equipos españoles y europeos". Incluso precisó que es contrario a responsabilizar al entrenador y al presidente del mal momento de juego: "Tengo plena confianza en el entorno". De Boer y Riquelme coincidieron, eso sí, en que son los jugadores los que tienen que "revertir" la situación.

Van Gaal, mientras tanto, fue insultado por algunos aficionados al saltar con los jugadores al campo de entrenamiento.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 9 de diciembre de 2002