Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP defiende el pacto antiterrorista al margen de los 'avatares' del PSE

El Gobierno de José María Aznar y el PP están algo más que expectantes ante la crisis interna que vive estos días el PSE. Aunque públicamente intentan guardar las formas y la tradición de no entrometerse en los problemas de otro partido, dirigentes de la máxima confianza de Aznar siguen al detalle y con preocupación los 'avatares' en el PSE. En primer lugar, porque así lo hacen con todo lo que ocurre en el País Vasco. Pero, además, porque el PSE y especialmente Nicolás Redondo, su principal referente hasta ahora, han sido algo más que aliados en los dos últimos años de confrontación con el Ejecutivo nacionalista de Juan José Ibarretxe. En el PP ya tienen claro que Redondo no continuará, y aunque manejan en privado sus preferencias sobre el sucesor, lo que pretenden es que el PSE no quiera desmarcarse tanto de Jaime Mayor Oreja que acabe próximo al PNV.

El secretario general del PP, Javier Arenas, aseguró que este escenario conflictivo que se observa en el PSE hasta su congreso extraordinario de la próxima primavera no afectará a la vigencia del Pacto por las Libertades y contra el Terrorismo firmado por los dos principales partidos: 'El pacto con el PSOE tiene que estar muy por encima de los avatares internos del PSE. Debe mantenerse con todas sus consecuencias. Es de principios y valores. Y no tiene nada que ver con quien ocupa la dirección del PSE o del PP. Otra cosa es la estrategia de oposición compartida que mantiene el PSOE en el Congreso de los Diputados con el PNV. El PNV y el PSOE quieren que el PP deje de gobernar en España. Nosotros tenemos que ser capaces de entender que el pacto antiterrorista se puede mantener siendo adversarios electorales'.

Diálogo y ruptura

Arenas corroboró, por otra parte, que el Gobierno y el PP no variarán tampoco su estrategia de firmeza con el PNV pese al fracaso electoral de Mayor el pasado 13 de mayo: 'Nosotros hemos demostrado por activa y por pasiva que somos gente con capacidad de dialogar y propiciar acuerdos en todos los terrenos. Incluso con el PNV que respetaba la Constitución y estaba comprometido con el Estatuto. La ruptura viene marcada por el pacto de Estella y por la anteposición del proyecto soberanista del PNV a la actuación democrática para derrotar al terrorismo. No somos sectarios ni nos enfrentamos sistemáticamente con nadie. Pero es precisamente esa cuestión lo que está entorpeciendo la firma del Concierto Económico Vasco. Porque si no hubieran planteado el objetivo de ser una nueva Hacienda como los estados que forman parte de la Unión Europea, el Concierto ya estaría firmado'.

El número dos del PP alabó el papel, en la escena nacional y en Euskadi, desempeñado por Mayor Oreja: 'Sigue siendo uno de los políticos más valorados porque su trabajo de ministro fue brillante y porque está demostrando lo que es un compromiso político y moral con el País Vasco'. A lo que no se atrevió Arenas fue a vaticinar si volverá a ser candidato en Euskadi: 'Es prematuro'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 8 de enero de 2002