Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crónica:Liga ACB | BALONCESTO

Nadie le tose al líder

Un juego a intermitencias basta al Unicaja para mantenerse imbatido

Una jornada más, Unicaja cuenta sus partidos por victorias. Para conseguir la novena no le fue necesario una demostración de ese poder absoluto que parece tener en la competición, a falta de enfrentarse aún a los tres equipos teóricamente más potentes del plantel de la ACB, sino que le bastó con puntuales apretones de acelerador en determinados momentos del partido. Su juego fue intermitente, pero suficiente.

El Breogán sólo le complicó las cosas muy al principio, incluso ganó el primer cuarto (15-18), pero se vio impotente cuando el equipo de Malkovic se empleó en defensa y dio velocidad a sus ataques.

Con concentración en los ajustes y la intimidación de Frederic Weis, Unicaja acabó con el mando que los dos pívots del Breogán, Devin Davis y Boby Martin impusieron en los primeros compases. Por el contrario, el equipo lucense adoleció de juego exterior. Nicola Loncar fue una caricatura, y acabó prematuramente en el banquillo eliminado por faltas personales. Su impotencia le llevó a cometer dos técnicas, la segunda de ellas, al abandonar la cancha, propició que Unicaja consiguiera su máxima ventaja en el marcador (66-49) en el minuto 35.

UNICAJA MÁLAGA 75| BREOGÁN LUGO 63

Unicaja: Cabezas (10), Berni Rodríguez (5), Sonko (19), Bennett (2), Kornegay (8) -equipo inicial-, Mrsic (15), Weis (5), Paco Vázquez (6) y Philip (5). Breogán: Ruiz Lorente (4), Loncar (8), Odriozola (3), Davis (13), Martin (18) -equipo inicial-, Ricardo González (3), Ezugwu (4), Biota (6), Fernández y Sanmartín (4). Árbitros: Ramos, Fernández y Araña. 8.500 espectadores en el Palacio de los Deportes José María Martín Carpena de Málaga. Novena jornada de la liga ACB.

Todo lo contrario que Unicaja, cuyos hombres exteriores, además de su encomiable apliclación en defensa, asumieron la responsabilidad en ataque de su equipo. Sonko anotó 19 puntos; Mrsic, 15, y el base Carlos Cabezas demostró por qué ha sido seleccionado por Imbroda.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 19 de noviembre de 2001