Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nuevas protestas masivas

La movilización contra el alza de los carburantes se extiende por toda España y en Cataluña ya se ha dado la voz de alerta ante posibles desabastecimientos a consecuencia del bloqueo a los depósitos de combustible. Si hasta ahora las protestas estaban encabezadas por agricultores y transportistas, la movilización de ayer fue eminentemente pesquera.Buena parte de la flota permaneció ayer amarrada en la costa del Mediterráneo y del Atlántico y los agricultores bloquearon cinco centros de la Compañía Logística de Hidrocarburos (CLH), almacén del 84% de las reservas de gasolina y gasóleo en España. Miles de embarcaciones permanecieron amarradas en los puertos para pedir al Gobierno que compense a los pescadores por la subida del gasóleo con bonificaciones en sus cuotas a la Seguridad Social. Los puntos más calientes fueron Andalucía, Cataluña, Comunidad Valenciana, Baleares, Asturias, A Coruña y Pontevedra.

La flota andaluza (más de un millar de pesqueros) quedó amarrada por segundo día consecutivo. Los puertos de Almería, Cádiz, Málaga y Huelva no registraron actividad y los pescadores impidieron las ventas de pescado en las lonjas. Marineros onubenses volvieron a bloquear, a primera hora de la mañana, el puente a Portugal sobre el Guadiana, en Ayamonte, donde impidieron el paso de frontera a camiones con pescado, informa Fernando Arnaiz.

De forma similar trascurrió la jornada en Castellón, con bloqueo pesquero de la plataforma marina de la petrolera de BP por segundo día consecutivo. En esta ocasión, los manifestantes impidieron también el acceso por tierra a la refinería. No se movió ni un petrolero.

En Palma de Mallorca el bloqueo afectó a pasajeros de los barcos que comunican con la Península y otros buques de carga. Los pesqueros bloquearon el puerto durante cinco horas y la protesta se extendió al puerto de Alcudia, informa Andreu Manresa.

En Girona y Lleida, la asociación de estaciones de servicio podría verse obligada a cerrar puertas para asegurar el suministro de los vehículos de emergencia a partir de hoy. Las movilizaciones conjuntas de pescadores y agricultores se hicieron ayer más contundentes, comportando un importante caos circulatorio en el centro de la ciudad mientras los puertos permanecían bloqueados, informa Gerard Bagué. En Tarragona, 300 pescadores se manifestaron en los depósitos de CLH, acción que provocó retenciones y se desarrolló sin incidentes, informa Lali Cambra.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 21 de septiembre de 2000