_
_
_
_
Tribuna:CORRESPONSAL EN EL PELOTÓN
Tribuna
Artículos estrictamente de opinión que responden al estilo propio del autor. Estos textos de opinión han de basarse en datos verificados y ser respetuosos con las personas aunque se critiquen sus actos. Todas las tribunas de opinión de personas ajenas a la Redacción de EL PAÍS llevarán, tras la última línea, un pie de autor —por conocido que éste sea— donde se indique el cargo, título, militancia política (en su caso) u ocupación principal, o la que esté o estuvo relacionada con el tema abordado

Es para estar contentos, ¿no?

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo

¿Quieres añadir otro usuario a tu suscripción?

Si continúas leyendo en este dispositivo, no se podrá leer en el otro.

¿Por qué estás viendo esto?

Flecha

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo y solo puedes acceder a EL PAÍS desde un dispositivo a la vez.

Si quieres compartir tu cuenta, cambia tu suscripción a la modalidad Premium, así podrás añadir otro usuario. Cada uno accederá con su propia cuenta de email, lo que os permitirá personalizar vuestra experiencia en EL PAÍS.

En el caso de no saber quién está usando tu cuenta, te recomendamos cambiar tu contraseña aquí.

Si decides continuar compartiendo tu cuenta, este mensaje se mostrará en tu dispositivo y en el de la otra persona que está usando tu cuenta de forma indefinida, afectando a tu experiencia de lectura. Puedes consultar aquí los términos y condiciones de la suscripción digital.

Aquí estoy, tumbado en la cama y silbando. Esperando que venga Txente, que todavía no lo he visto y no le he felicitado. Es para estar contento, ¿no? Desde el 97 con Abraham que el equipo no había ganado una etapa, y había sido más por falta de suerte que por no intentarlo, porque intentarlo... creo que no ha habido corte en los últimos Tours en el que no hubiera alguien del equipo. Y, claro, más que contento por Txente, que llevaba años ahí, metiéndose en todas y al fin no sólo ha podido coger la buena sino tener fuerzas también para ganarla.La etapa ha sido típica desde la salida, que, como corresponde, fue explosiva. Como ya hay diferencias en la general, todo el mundo sabía que el equipo del líder iba a ir al tran-tran y que iba a salir la escapada. Así que ahí estaban todos los equipos y casi todos los corredores, intentándolo. Muchos intentos de corte: en uno se metió Baranowski con un rabobank, y se les unió otro rabobank; Txente intentó meterse, pero estuvo un rato a dos aguas y cedió. También cedieron los de adelante. Los del Rabobank, que piensan por ahora en la general por equipos, estuvieron muy pesados. Luego hubo otro intento y entró Jon . Y otro, y otro. Luego se fueron Nicolás Jalabert y Rous. Y luego otro ataque. Y parecía que ya se iban e iba yo a salir por la derecha, cuando vi por la izquierda cómo se lanzaban Txente y Elli, que parecía que se lo hubieran hablado un poco antes, o esa pinta tenían. Fueron juntos y colaborando y ya me dije que tranquilo, que ya está ahí Txente, ya estamos representados en la fuga.

Más información
El 14 de julio de Txente García Acosta

Luego Txente supo estar y jugar sus cartas. Ganó muy bien. Lo que son las cosas, el día del Ventoux nos dimos la gran paliza y nos fallaron los líderes, que no pudieron rematar bien la etapa; y ayer también trabajamos bien, y conseguimos la victoria. Siempre hay que intentarlo. Mientras las fuerzas duren, claro. Claro que, también, la victoria ésta nos quita un poco de agobio para la última semana y no tener la sensación de jugárnoslo todo todos los días.

Vienen días duros. Los Alpes son pesados, pesados. Además anuncian aire fuerte en los valles, con lo que se pueden hacer eternos. Y hasta el primer puerto hay más de 100 kilómetros. Mucho terreno en el que habrá que estar.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_