_
_
_
_

Bancomer acepta por unanimidad la oferta de fusión presentada por el BBVA-Probursa

Juan Jesús Aznárez

El consejo de administración de Bancomer aprobó anoche por unanimidad la oferta que presentó el banco español BBVA-Probursa para convertirse en el primer banco mexicano y de Latinoamérica por depósitos. La entidad española, que ha tenido que competir con la oferta que hizo posteriormente la entidad mexicana Banamex, ha tenido que variar algo las condiciones económicas de la oferta, aunque, según fuentes del banco español, no encarecen el precio final. Esta operación es considerada estratégica para el BBVA en el continente latinoamericano.

El Consejo de Administración del Grupo Financiero Bancomer aprobó anoche por unanimidad la oferta presentada por el BBVA-Probursa en contra de la oferta de Banamex, según confirmaron fuentes de la entidad tanto en México como en Madrid. Fuentes del banco español señalaron anoche que la oferta inicial consistía en poner 1.230 millones de pesetas (214.000 millones de pesetas). De ellos, 630 millones eran en capital y los restantes 600 en obligaciones convertibles en los próximos años. Ahora estos 600 millones también en se desembolsarán en efectivo y en estos momentos, con lo que lo que la capitalización de la entidad saldrá fortalecida.El banco español además valora de forma explítica a Probursa, su participada en México, en 620 millones de dólares. El BBVA se compromete a pagar 120 millones de dólares más, ya que esto es la valoración que se ha dado a Promex, una pequeño banco mexicano que Bancomer se ha comprado en los últimos meses, en pleno periodo de pugna con Banamex. Por último, la entidad española, se compromete a emitir deuda subordinada por 450 dólares más.

Tras la operación el BBVA controlará el 32,2% del BBVA-Bancomer y el resto del capital se lo reparten el Gobierno mexicano, la familia Monterrey y el Banco Montreal.

El consejo de administración de Bancomer mantuvo ayer una reunión maratoniana en en Monterrey para tomar una decisión trascendental para el banco y para el sector bancario mexicano. Pugnaba con una oferta cuantitativamente superior que había presentado recientemente Banamex Accival (Banacci).

Banacci ofreció 2400 millones de dólares, con 300 en efectivo, y el resto con la venta de activos y otras operaciones financieras. Los últimos movimientos observados en los círculos financieros y oficiales, entre ellos una declaración de José Calderón, accionista del grupo de control de Bancomer, favorecían la coalición de fuerzas con el BBVA, pero eran intensas las argumentaciones de los consejeros que defienden el hermanamiento con Banacci, la construcción de un gran banco mexicano, que sería en el primero de América Latina con activos superior a los 60.000 millones de dólares.

Poco antes de reunirse el Consejo de la entidad apetecida por dos compradores, Calderón se pronunció por los españoles después de reconocer una división de opiniones muy cerrada entre los consejeros.

Fuentes de Banamex subrayaron, por su parte, que nada está decidido hasta que el Consejo se manifieste y queden agotadas las posteriores instancias. Los defensores de la fusión con el BBVA sostuvieron, entre otras consideraciones, que con ella México asegura a través del nuevo grupo una ventana hacia Europa y el resto del mundo, aspecto que cobra un especial valor después de haber firmado México y la Unión Europea un Tratado de Libre Comercio. Los accionistas sopesaron también aspectos objetivos y subjetivos, y, fundamentalmente, el análisis encargado al Credit Suisse First Boston.

Los miembros del Consejo recibieron abundante información económica de las diferentes agencias calificadoras de Nueva York a fin de que dispongan de elementos de juicio, las ventajas y desventajas de cada una de las dos ofertas.

Los analistas nacionales y extranjeros todavía discrepaban ayer sobre cual de los dos procesos conviene aunque todos coincidieron en que la estrategia a largo plazo del Grupo Bancomer determinaría en última instancia la posición del Consejo de Administración, y de la mayoría de los accionistas. El Gobierno de México ha evitado interferirse en la operación para no ser criticado después.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_