Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Choclán, la estrella del tribunal

La sentencia del caso Banesto ha sido obra pura del magistrado ponente, José Antonio Choclán, quien recibió, sobre todo, el apoyo puntual del magistrado Antonio Díaz Delgado. El presidente del tribunal, Siro García, que preside la sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, siguió los trabajos y, lógicamente, las votaciones, pero, por sus múltiples obligaciones de trabajo, dejó la tarea en manos de sus dos colegas.Choclán es un magistrado que llegó en comisión de servicio a la Audiencia Nacional en 1996, procedente de un juzgado de San Sebastián. Es un experto en fraude inmobiliario y tiene cierta pasión por los delitos económicos, entre ellos los fiscales, sobre los que ha escrito ampliamente. No hace un mes, Choclán obtuvo una plaza como titular de un juzgado de primera instancia e instrucción en Alcalá de Henares. Sin embargo, hay quien apuesta por la posibilidad de que permanezca en la Audiencia Nacional, si el Consejo General del Poder Judicial así lo autoriza.

El presidente del tribunal aguantó un juicio salpicado de incidentes a lo largo de dos años. Los acusados, muchos de ellos abogados expertos, lograron todas las garantías y más.

La sentencia elaborada por Choclán levantará polémica, sin duda, por las penas impuestas. Pero su relato de hechos probados quedará como un hito en la historia del fraude económico español.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 1 de abril de 2000