Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Almunia exige a Aznar que obligue al regidor a cumplir el acuerdo

El candidato socialista a la presidencia del Gobierno, Joaquín Almunia, exigió ayer a José María Aznar que, "como presidente del PP", obligue al alcalde de El Ejido, también del PP, a que deje de poner trabas al acuerdo alcanzado el domingo para dotar a los inmigrantes de condiciones de vida dignas. Almunia denunció la política del Ejecutivo "de poner freno a la política de inmigración".Durante algo más de una hora, el secretario general del PSOE se reunió en la sede federal de su partido en Madrid con representantes de la Asociación de Trabajadores Inmigrantes Marroquíes de España, ATIME. Estos interlocutores no ocultaron su "satisfacción" por las tesis de Almunia sobre cómo afrontar la política de inmigración, según apreciación del presidente de ATIME, Abdelhamid Beyuki, que estuvo acompañado por el vicepresidente primero, Antonio Hernando, y el negociador con los empresarios en El Ejido, Kamel Rahmouni.

En cualquier caso, en la reunión unos y otros llegaron a la conclusión de que "los sucesos de El Ejido se pueden volver a repetir". Todo ello porque, según Almunia, con la voluntad de conciliación no es suficiente mientras se siga considerando a los inmigrantes como "mera mano de obra y no como seres humanos que actualmente viven en condiciones muy alejadas de la dignidad humana".

La aplicación de La ley de Extranjería es demandada por Almunia, si bien, por primera vez, el líder del PSOE admitió que "habría que hacer algún ajuste" en ella que se negó a precisar. El tono de Almunia se tornó reivindicativo al considerar que la Administración del PP mantiene una "actitud indolente" tanto en la política inmigratoria como en la aplicación de la ley de Extranjería.

Y advirtió: "Si en El Ejido hay más incidentes, no vamos a culpar a ningún alcalde, sino al presidente del Gobierno por no impulsar, liderar y coordinar los acuerdos alcanzados".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 16 de febrero de 2000