COPA DAVIS - ESPAÑA-ITALIA

Corretja y Costa encarrilan la eliminatoria

Los miedos y los temores desaparecieron ayer en la pista central del Club Tenis Murcia. Albert Costa y Àlex Corretja se olvidaron definitivamente de sus recientes e inesperadas derrotas en el Open de Australia y confirmaron la superioridad teórica que todo el mundo les suponía. Los rankings hablaron por una vez en la Copa Davis. Italia, el país más sorprendente de los últimos años en esta competición, está al borde de la derrota tras la primera jornada. España le vence por dos victorias a cero y hoy el doble (13.00, La 2) puede decidir.La historia está a punto de repetirse. En la larga lista de enfrentamientos entre Italia y España, los transalpinos no han conseguido imponerse en España desde 1977, justo el año después de su único triunfo en la Copa Davis. Aquella vez, Adriano Panatta, Corrado Barazutti y Paolo Bertolucci, actual capitán, se bastaron para eliminar a Manuel Orantes, José Higueras y Antonio Muñoz en Barcelona. Desde entonces, las derrotas han sido abultadas en cada visita italiana. Y lo mismo le ha ocurrido a España cuando ha ido de huésped.

No parece que la tendencia vaya a cambiar. Costa y Corretja comenzaron sus partidos con dudas e incertidumbres, pero al final impusieron su calidad sin contemplaciones. El victimismo italiano, ficticio en muchas ocasiones, resultó cierto esta vez. La eliminatoria no está decidida, pero incluso ellos comienzan a ver las cosas muy negras. "Han jugado a un nivel superior al que nosotros esperábamos. No creímos que estuvieran tan fuertes", reconoció Bertolucci. "No podemos decir que es imposible, pero la eliminatoria está muy difícil", agregó. Italia solamente ha logrado remontar un 0-2 en contra dos veces en toda su historia: en 1956 ante Francia, y en 1960 contra Estados Unidos.

"Les tenía ganas", confesó Albert Costa, tras su triunfo sobre Davide Sanguinetti por 6-4, 6-4, 6-2 en dos horas. "En Pesaro me quedé con un sentimiento duro. El sábado ya estábamos eliminados". Su victoria fue la que abrió la jornada. Fue el suyo un trabajo meditado, consciente, sin prisas. El leridano, de 24 años, fue descuartizando el partido, sin hacer ninguna concesión a su rival ni a la galería. Ganó su punto con la autoridad que le confería su mayor calidad. "Para mí el momento clave fue con 4-4 y 15-30 en la manga inicial. Allí solté el brazo y logré el break. Tuve que trabajar, pero la victoria me compensa, me viene bien para coger confianza".

Àlex Corretja comenzó su partido ante Andrea Gaudenzi (4-6, 6-1, 6-1, 6-1 en 2 horas y 20 minutos) incluso más tenso que Costa y sin haber podido olvidar por completo la durísima derrota que le infligió Lleyton Hewitt en el Open de Australia (6-0, 6-0, 6-1). "Jugué con nervios el primer game, y tardé 15 minutos en darme cuenta de que no había motivos para preocuparme. Creo que he desarrollado un tenis de alto nivel, con agresividad y pocos errores". Àlex afirmó que, salvados los compases iniciales, no tuvo ya dudas.

España vence a Italia por 2-0.

Albert Costa (18º mundial) vence a Davide Sanguinetti (112º) por 6-4, 6-4, 6-2.

Àlex Corretja (32º), a Andrea Gaudenzi (90º) por 4-6, 6-1, 6-1, 6-1.

Programa para hoy. 13.00 (La 2). Corretja-Balcells c/ Gaudenzi-Nargiso.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS