Los antimilitaristas pintan de rosa las anclas de la entrada a la Comandancia de Marina

Unos 20 jóvenes, miembros de la Asamblea Antimilitarista de Cataluña, pintaron de rosa en la mañana de ayer las grandes anclas decorativas situadas en la puerta principal de la Comandancia de Marina, ubicada en el Portal de la Pau, en Barcelona, para celebrar la cercana desaparición del servicio militar obligatorio y denunciar que, pese a ello, hay siete insumisos encarcelados. Los jóvenes, tras pintar las anclas, las arrastraron hasta colocarlas en la parte baja de La Rambla, frente a la estatua de Colón.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 22 de enero de 2000.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50