Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:

"Los secundarios son los cimientos de las buenas películas"

José Cantero (Granada, 1951) es uno de esos actores curtidos y camaleónicos que saben pisar todos los terrenos. Experto en personajes secundarios, su paso por películas como Volavérunt, La sal de la vida, Cha cha cha, Gran slalom, Los hombres siempre mienten o series como La casa de los líos, Farmacia de guardia o Tío Willy lo ha convertido en uno de los más solicitados. Ahora, entre serie y serie, presta su voz al montaje del grupo Da.Te Danza Un caballo en el cielo. Para el actor granadino, la clave del éxito en las películas son los actores secundarios. "Son los que dan el contrapeso a los protagonistas", afirma.Pregunta. ¿Cómo le surgió lo del teatro?

Respuesta. Es algo que a uno le viene de niño, de leer en voz alta, y cosas así. Yo me metí más en serio a mediados de los años setenta con la compañía Teatro Aula-6, que hacía cosas muy novedosas, y ya me dediqué a esto por completo.

P. Ahora acaba de participar en el rodaje de Volavérunt...

R. Sí, fue un regalo. Bigas Luna vio un vídeo mío por casualidad y me llamó para hacer el personaje del doctor Durán, que es uno de los personajes clave de la película. Fue un regalo.

P. ¿Hay buenos actores secundarios en España?

R. Sí, los hay buenísimos. Ahí están, por ejemplo, Manuel Aleixandre, que es genial, o Saza, igual, o Agustín González. Son todos tremendos.

P. ¿Es importante el papel de un secundario?

R. Sí lo es. Los secundarios son los cimientos de la buenas películas. Son el contrapeso del protagonista, los que le dan la réplica. Para mí, el mejor cine es el inglés, porque tiene a los mejores secundarios del mundo.

P. Usted trabaja ahora en varias series de televisión españolas. ¿A qué cree que se debe el éxito que están teniendo ahora?

R. Porque reflejan nuestra cotidianeidad. Los abogados en España no son como los de Allie McBeal, que es una serie genial en mi opinión. Son como los abogados de Turno de oficio. Las series españolas están teniendo éxito porque reflejan nuestra vida cotidiana, pero con un punto más de fabulación, de sacar las cosas de quicio. Y eso crea mucho interés.

P. ¿Cómo ve la situación actual del teatro en Andalucía?

R. Muy fluctuante, irregular. Hay gente que se empeña en sacar proyectos y al final lo consigue. Pero el teatro necesita más ayudas, más implicación por parte de la gente. Los políticos deberían pensar en crear cosas a largo plazo para hacer posible el desarrollo del teatro. Deberían luchar por implicar a las empresas privadas en los proyectos, e implicar también a los ciudadanos. Y no hay que asustarse por acometer proyectos de envergadura.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 13 de octubre de 1999

Más información

  • JOSÉ CANTERO ACTOR