GOLF - COPA DUNHILL

España se estrena con una victoria ante Francia

Sergio García y Olazábal, claves en el primer triunfo

España, la gran favorita de la Copa Dunhill, resolvió a última hora de ayer y con muchos apuros su primera gran prueba en la edición 1999. Francia, un equipo con mucho peligro y que siempre ha dado sonadas sorpresas en este torneo, resultó ser un rival más complicado de lo que cabía esperar.Miguel Ángel Jiménez nunca llegó a controlar el partido que le enfrentaba con Marc Farry, por lo que el futuro de España estaba desde los primeros momentos del juego en manos del capitán Sergio García y de José María Olazábal.

Sergio García se enfrentaba al teóricamente más flojo del equipo, Jeff Remesy, pero como suele ser habitual en este tipo de situaciones, el que nada tenía que perder resultó ser el más fiero y con una vuelta de 70 golpes le puso las cosas muy difíciles al joven jugador español. Los hoyos 12, 13, 14 y 15, los hoyos de la verdad, fueron decisivos en este partido y se convirtieron en golpes bajo par para España, que con el birdie del 18 logró rubricar la segunda mejor vuelta del día, un 67 y el primer punto para España.

El partido de José María Olazábal ante el mejor francés, Jean Vandevelde, estuvo controlado durante los primeros 16 hoyos, con lo que todo parecía que la esperada victoria del equipo español se resolvería sin dificultad. Pero el temido hoyo 17 del mítico campo de St. Andrews volvió como tantas otras veces a ser protagonista. Y en el único error que tuvo en todo el día, Olazábal golpeaba la bola fuera de los límites del campo, perdiendo de inmediato los dos golpes que había ganado en tres horas y media de juego.

Pero la cosa no acabó ahí, Txema no era capaz de hacer cuatro con su segunda bola, y lo que parecía una victoria segura se convertía en una posible derrota. El hoyo 18 había que ganarlo. Las dos salidas fueron buenas, pero Olazábal, más cerca del hoyo, tenía mejores opciones. Vandevelde decidió no arriesgar y asegurar el cuatro, por lo que Olazábal tenía que arriesgar, y con un approach [golpe de aproximación al green] magistral, sin duda el golpe más importante del día, colocaba la bola a un metro de la bandera, igualando su partido. Posteriormente sentenciaba su duelo en el primer hoyo de desempate con otro magnífico birdie y corregía de alguna manera el error cometido en el hoyo 17.

La primera jornada, llena de emoción, estuvo a punto de dar grandes sorpresas: China pudo haber ganado a Suráfrica, la India estuvo a punto de hacer lo mismo con Inglaterra, y Nueva Zelanda pudo ganar a Estados Unidos, pero al final se impuso la lógica y todos los favoritos ganaron con apuros.

Hoy, España se enfrentará a Zimbabue. Y en su grupo, Irlanda y Francia jugarán el otro partido.

La Copa Dunhill, considerada como el Mundial por equipos del golf, comenzó ayer con una baja inesperada. La del escocés Colin Montgomerie, actual número uno de Europa y tercero del mundo, a quien una infección dental dejó fuera. Le sustituyó Sam Torrance, que ganó al paraguayo Raúl Fretes en su partido (75-77). Sudaron los escoceses para llevarse la victoria, ya que Carlos Franco ganó a Gary Orr, y le tocó resolver a Paul Lawrie frente a Ángel Franco.

Resultados en la página 74

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS