Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL REGRESO DE LOS CAMPEONES

La fiesta seguirá mañana con las peñas de Barcelona

La fiesta no acabó ayer. La directiva del Real Madrid ha programado varios actos para seguir celebrando el título intercontinental. El primero se celebra mañana en Barcelona, adonde el equipo viaja para jugar el sábado ante el Espanyol. Lorenzo Sanz ha querido que las peñas de Cataluña sean las primeras en ver de cerca el nuevo trofeo ganado por el equipo. Para ello se ha organizado una concentración de peñas en Terrassa a la que se calcula asistirán alrededor de mil seguidores.Los jugadores también tendrán su reconocimiento antes del partido contra el Espanyol. Los futbolistas rivales del Madrid han anunciado que les harán el pasillo antes del partido.

Pero la fiesta no excluye la vuelta al trabajo. Hiddink ha convocado a la plantilla para un entrenamiento hoy. Será una sesión suave para los jugadores titulares y algo más dura para el resto, pero siempre teniendo en cuenta que el equipo debe habituarse de nuevo al horario español.

Vuelta al trabajo

Hiddink mostró ayer su preocupación por el cansacio que afecta al equipo. "Es duro decirlo en estos momentos de euforia, pero mañana debemos cambiarnos el chip y centrarnos en el partido de Liga y en la cita tan importante que tenemos el miércoles ante el Spartak de Moscú, en la que nos jugamos el pase a la siguiente fase de la Liga de Campeones. Si queremos vivir otra jornada de gloria como la de hoy, tenemos que volver al trabajo".Alfonso del Corral, el jefe de los servicios médicos del club, ha dado algunas instrucciones a los jugadores para que recuperen el ritmo habitual.También está previsto un pequeño reconocimiento médico. Lo que más preocupa a todos son las lesiones musculares que pueden aparecer después de tantas horas sin dormir.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 3 de diciembre de 1998