Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

San Isidro

Con fecha 3 de abril de 1997, leo, en este mi respetado diario, la información del señor Romero sobre los carteles de la próxima Feria de San Isidro; y cuál fue mi sorpresa, no podía creer lo que estaba leyendo en la opinión de su cosecha en el capítulo de los ausentes, pero no opina usted nada de los presentes en dicha feria.Los que son figuritas de papel, pero que, año tras año, el empresario de nuestra plaza nos castiga con la presencia de los Muñoz, Finito, Ubrique, Litri, Higares, Taurina, Caballero..., y de paso los vuelve a dejar en el más espantoso ridículo ante la afición de Madrid.

Al señor Lozano le encantan esta clase de toreros. A las pruebas me remito.

Estos toreros van muy requetebién para los pueblos de España, pero no deberían tener cabida en la temporada de toros en Madrid.

Señor Romero, en éste creo su primer trabajo en la sección taurina del diario EL PAÍS, le recomiendo que se informe antes de dar una opinión equivocada al público sobre los toreros que faltan en este nuevo ciclo sanisidril, me parece muy bien que eche de menos a Ortega Cano (torero que ha triunfado en Madrid varias veces), pero vaya tomando conciencia de qué va el tema. A usted no le suenan los nombres de Gregorio Tébar, El Inclusero, Frascuelo, Sánchez Puerto, Pepe Luis Vázquez, éstos sí son toreros para la afición de Madrid. El Inclusero, por ejemplo, su último San Isidro fue el de 1991.

Usted, con su olvido, demuestra que no ha visto torear a estos grandes toreros en la plaza, y maltratados, que no olvidados, en el despacho de la empresa de Madrid.- .

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 13 de abril de 1997