GENTE

HERENCIA EN DISPUTA

La herencia del extinto primer ministro griego Andreas Papandreu, estimada en unos 600 millones de pesetas, no será disfrutada en exclusividad por su joven y controvertida viuda, Dimitra Liani. Al menos esto es lo que intentarán algunos herederos del político griego, entre ellos Emilia Nyblom, una hija fruto de los amores de Papandreu con una conocida figura de la televisión sueca durante los años de su estancia en este país en condición de exiliado de la dictadura de los militares griegos en los años sesenta. Poco después del nacimiento de Emilia, Papandreu se trasladó a Canadá, donde permaneció hasta que volvió a su país para hacerse cargo del Gobierno. Sus contactos con Emilia fueron, por consiguiente, esporádicos, pero nunca negó su paternidad. Según el diario sueco Aftonbladet, la heredera sueca se ha puesto de acuerdo con sus tres medio hermanos del anterior matrimonio de Papandreu para reclamar la parte que les corresponde del patrimonio de aquél. Dimitra Liani, una azafata que conoció al ex primer ministro durante un viaje y con el cual inició una relación que condujo a la disolución de su anterior matrimonio de 30 años y a un casamiento que transcurrió rodeado por el escándalo, ha sido siempre considerada por los demás herederos como una intrigante ambiciosa que maniobró para conquistar a Papandreu y apoderarse en exclusiva de los bienes de éste a su muerte.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0008, 08 de abril de 1997.