Los particulares pagarán 3.239 pesetas por cada acción de Telefónica

La Sociedad Estatal de Participaciones Patrimoniales (SEPPA) fijó ayer en 3.239 pesetas el precio de venta de las acciones de Telefónica para el tramo minorista doméstico y en 3.360 pesetas el precio que se aplicará a los inversores institucionales. Para los particulares, las 3.239 pesetas suponen un descuento del 4% sobre el precio medio de ayer en el mercado (3.374 pesetas).La demanda global de títulos de Telefónica durante el plazo dé vigencia de la oferta pública de venta (OPV) ha sido de 3,56 billones de pesetas, equivalentes a 1.087 millones de acciones. Este total se distribuye en 2,5 billones de pesetas (768 millones de acciones) en el tramo minorista y 1,06 billones (319 millones de acciones) en el tramo institucional.

Según el reparto de títulos previsto, que puede variar, y el precio fijado ayer, el Estado podría embolsarse 620.000 millones por la venta del 20,91% que le queda en la compañía de telecomunicaciones. En el tramo minorista, al que se han destinado 114 millones de títulos, y teniendo en cuenta que siete millones serán para los empleados, jubilados y fondos de pensiones de Telefónica, con un descuento especial del 8%, los ingresos ascenderían a algo más de 368.000 millones de pesetas. En el tramo institucional e internacional, los ingresos serán de unos 252.000 millones.

Ante el exceso de demanda, el Estado anunció ayer su decisión de ampliar la oferta a los inversores minoristas de 102 a 114 millones de acciones, con el objetivo de garantizar un mínimo de 100 acciones en el obligado prorrateo. Esta cantidad mínima queda asegurada para todos los inversores que hayan pedido al menos esa cantidad.

Aquellas personas que hayan realizado peticiones superiores recibirán el 1,9% de la diferencias entre el mínimo de 100 y lo que hayan solicitado. Esto es, un inversor que hubiera realizado la petición máxima permitida en las condiciones de la OPV, de 10 millones de pesetas, recibirá un máximo de 155 acciones.

El mejor de los precios

El precio definitivo de las acciones debía ser el mejor -el más bajo- de los tres siguientes: el precio máximo, que fue fijado el pasado lunes en 3.385 pesetas, y que correspondía a la media de las cotizaciones máximas de las cinco sesiones bursátiles anteriores; el precio medio de la sesión de ayer o el precio que se estableciera para el tramo institucional. El que se ha aplicado finalmente ha sido el cambio medio de ayer, con la prevista rebaja del 4%.Fuentes de Telefónica han destacado la avalancha de peticiones, tanto en el tramo nacional como internacional. En concreto, en el tramo destinado a inversores institucionales extranjeros se ofrecieron 68 millones de acciones y se han recibido demandas por casi 300 millones, esto es, cuatro veces más.

Especial relevancia ha tenido la acogida de las acciones de Telefónica en el mercado norteamericano, donde la demanda ha terminado por superar a la oferta en 3,8 veces, algo que algunos analistas del mercado consideraban inalcanzable hace tan sólo unos días. En el tramo institucional español la demanda ha superado 6,6 veces los 319 millones de acciones ofrecidos.

Pero han sido los inversores minoristas españoles los que han mostrado el mayor interés por la privatización de las matildes en manos del Estado. La demanda ha superado nueve veces los títulos ofrecidos en principio, esto es, más de 1,2 millones de peticiones que han solicitado 738 millones de acciones, a los que hay que añadir otros 14 millones de títulos pedidos por los empleados y jubilados de la operadora telefónica.

La OPV de Telefónica equivale aproximadamente al 5% de la capitalización de la bolsa española y es tres veces mayor que cualquier otra oferta de acciones realizada en España.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0017, 17 de febrero de 1997.

Lo más visto en...

Top 50