Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Madrid es el resumen de muchos disparates"

Asaltar los cielos es una tesis sobre el exceso de fe, lo único que explicaría por qué Ramón Mercader, español y miembro del KGB, atravesó con un piolet el cráneo de León Trotski, impulsor de la Revolución de Octubre y expulsado de la URSS en 1929 por predicar una política alternativa al comunismo stalinista. También nace el documento del exceso de curiosidad de dos madrileños de 52 y 49 años respectivamente. Un periodista, Javier Rioyo, y un director de fotografía, José Luis López Linares, que para nuestra suerte no han resistido la tentación de recopilar lo averiguado en 90 minutos de grabación salpicados de la inevitable cantilena: "Yo conocí a Ramón Mercader".Pregunta. ¿Porqué han indagado en este personaje?

Respuesta. Muchos progresistas de nuestra generación nos hemos preguntado cómo la España de los cuarenta, tan estéril, pudo dar un personaje capaz de entregar su vida por un asesinato, el de Trotski. Acción que no le reportó sino 20 años de silencio entre rejas, una medallita, un falso empleo en Cuba y una sepultura en Moscú.

P. ¿Qué despierta en ustedes Mercader?

R. ¿Ternura?, imposible. Fue un cabrón que abundó en el error, un fundamentalista del KGB. ¿Admiración?, tampoco. El mejor descubrimiento de la película han sido los personajes, un compañero de cárcel de Mercader, una vieja militante comunista.

P. ¿Qué papel juega Madrid?

R. Madrid era el símbolo idealizado de una gente que creía defender, con las mejores razones, la lucha contra el fascismo.

P. ¿Y en su trabajo?

R. Desde Madrid miramos el mundo. Somos de aquí y aquí fuimos trotskistas. Es esa ciudad sin horizonte, el resumen de tantos disparates.

Asaltar los cielos. Se estrena hoy, viernes, en el cine Alphaville. Metro Plaza de España.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 29 de noviembre de 1996

Más información

  • JAVIER RIOYO Y J. L. LÓPEZ LINARESCINEASTAS