De la Rosa presiona a Sánchez Bella con una acción de responsabilidad

El consejo de administración de Grand Tibidabo mantiene pendiente el personarse como perjudicado en la causa penal contra el financiero Javier de la Rosa, a pesar de haberlo aprobado en la reunión del consejo de fecha 14 de febrero pasado. El consejo ha dado hasta tres ultimátum sucesivos a De la Rosa. Por contra, intereses próximos a Javier de la Rosa contraamenazan al consejo de Grand Tibidabo con una petición de junta extraordinaria y una acción de responsabilidad. Estas acciones están pendientes de que se reconozca a sus actores la propiedad de un 5% del capital de la empresa "la convocatoria de esta junta es una maniobra de De la Rosa", afirma Sánchez Bella.De la Rosa lleva meses de negociaciones infructuosas sobre el retorno de la deuda que mantiene con la compañía y que asciende a 4.800 millones, según Sánchez Bella, y a una cantidad mucho menor, según los abogados de De la Rosa. Grand Tibidabo, que cerró 1.995 con unas pérdidas de 2.780 (14.334 millones en el ejercicio anterior), vive "en estado comatoso" como escribía Sánchez Bella a los accionistas, pendiente de la recuperación de las deudas de De la Rosa, anterior presidente y primer accionista. En este sentido, las negociaciones que han tenido validos como Ramón Tamames, se centran -desde hace meses- en el abono de 500 millones y la cesión al consejo de las acciones propiedad del financiero que suponen algo más del 20% del capital. El paquete de De la Rosa en Grand Tibidabo permanece embargado -como el resto de sus bienes- por el juez Joaquín Aguirre.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 06 de marzo de 1996.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50