Floro le gana la partida a Toshack

El Albacete rompe su racha de empates y derrota al Deportivo

Gracias al empuje, las ganas, la buena disposición táctica y el buen hacer del guardameta Balaguer, el Albacete ganó ayer al Deportivo y suma tres puntos muy importantes que le ayudan a evitar los puestos de promoción.El Deportivo se marchó de vacío y eso que John Toshack, su entrenador, anunció durante toda la semana que su equipo iba a llevarse los tres puntos. El Carlos Belmonte festejó la victoria al grito de: "Arsenio, Arsenio". Y es que el público no olvida que el entrenador galés durante el pasado verano se opuso con firmeza a que el Albacete utilizara la vía administrativa para regresar a la Primera División.

La primera mitad no fue de nadie. La disposición táctica de ambos conjuntos iba encaminada sobre todo a hacerse con el dominio del centro del campo. El Albacete, al final, fue superior en esta lucha.

El Deportivo llegó en dos ocasiones muy claras a la meta defendida por Balaguer, pero no le sirvió de nada. Fue el Albacete el que se adelantó en el marcador. El gol llegó en el minuto 32 al transformar Zalazar una pena máxima muy protestada por los jugadores gallegos.

El Albacete también dominó la segunda parte, a pesar de los intentos del Deportivo. Benito Floro puso en práctica una buena disposición defensiva y por si fuera poco el guardameta Juan Carlos Balaguer estuvo acertado. Conforme transcurría el tiempo y se acercaba el final del encuentro, el Deportivo luchaba más con el corazón que con la cabeza para romper el muro.

John Toshack, muy activo desde el banquillo, varió el planteamiento inicial e introdujo en el terreno de juego a dos centrocampistas de carácter ofensivo: Donato y Villarroya. Benito Floro respondió desde su banquillo. El técnico manchego anuló por completo las variaciones tácticas del técnico galés.

El Albacete cumplió así la consigna dada por su entrenador: rascar y pelear. Se defendió hasta la extenuación y no bajó la guardia en ningún momento. La victoria supone un balón de oxígeno para el Albacete ya que en los últimos partidos tan sólo había podido empatar. Toshack se quejó del árbitro y de la actitud del público.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 11 de febrero de 1996.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50