Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Banca Catalana obtuvo un beneficio de 4.480 millones

Banca Catalana obtuvo un beneficio de 4.480 millones de pesetas en 1994, lo que supone un descenso del 13,8% respecto del año anterior. Este impacto negativo en el resultado de la entidad se debe fundamentalmente a la desvalorización de su cartera de deuda pública, cifrada alrededor de los 3.000 millones como reflejan las cuentas de la entidad. El presidente ejecutivo de Banca Catalana, Pedro Fontana, calificó ayer de "satisfactorios" los resultado "si se tiene en cuenta que, además del impacto negativo de la cartera de valores, el ejercicio de 1994 fue el primero en el que la entidad ya no estuvo apoyada por los fondos públicos que el Banco de España destinó para superar la crisis de Catalana después de su estallido en 1983".En el anterior ejercicio, el de 1993, estas ayudas públicas supusieron una aportación de 2.370 millones de pesetas al margen financiero. En el ejercicio de 1994, este margen disminuyó en un 5,5%. La disminución ha podido ser compensada básicamente por la contención de los costes. Fontana anuncio ayer una intensificación del esfuerzo de Banca Catalana en el mercado de las pequeñas y medianas empresas, sobre todo del área de Cataluña y Baleares, donde este banco compite sobre todo con el Banco de Sabadell.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 3 de febrero de 1995