Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Retenciones en la autovía de Colmenar y en Alcorcón

Dos accidentes, uno en Colmenar (con la muerte de un joven de 16 años en colisión múltiple) y otro en Alcorcón, marcaron ayer la primera jornada de vacaciones veraniegas en la Comunidad madrileña y en la segunda de la Operación Salida. Barajas, las estaciones de ferrocarril y las de autobuses de línea registraron gran afluencia de viajeros en el segundo día de la Operación Especial 1 de julio desplegada para canalizar la salida estival de las vacaciones.El tráfico rodado creció desde índices casi normales por la mañana hasta intensos a primera hora de la noche, con retenciones apreciables en la conjunción de la carretera de Extremadura, la M-40 y un ramal a San José de Valderas, dirección Alcorcón, en la carretera de Colmenar y en Aravaca. Los radares móviles no actuaron ayer y entrarán en servicio en los próximos días, según fuentes de Tráfico.

La salida y entrada de automóviles fue supervisada desde la sala de pantallas de la Dirección General de Tráfico, junto a la carretera Nacional II, Madrid-Barcelona, sede del teléfono gratuito 900 12 35 05 de información a los usuarios.

En sus 60 monitores se podía apreciar al mediodía tráfico de 1.313 vehículos por hora, a una velocidad media de 34 kilómetros a la hora y con una ocupación del 35% de la calzada en el punto kilométrico de mayor densidad de circulación (entre el 10,800 y el 12,00, cerca de San José de Valderas). En este enclave viario se produce un importante estrechamiento de seis a dos carriles.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 2 de julio de 1994

Más información

  • OPERACIÓN SALIDA