Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Titanio contra cerámica

Con el dinero fresco entregado por Castellblanch, los antiguos de Deportpublic lo primero que hicieron fue marcarse una bicicleta de esas que dicen que están hechas de titanio, el material puesto de moda por la NASA en sus viajes a la Luna y que Eddy Merckx humanizó introduciéndolo en sus bicicletas. "Hasta los tornillos finos son de titanio", dicen orgullosos los mecánicos de Tony Rominger. El líder de la Vuelta se gasta un cuadro de titanio fabricado en Zarautz. Y cuando parecía que el titanio arrasaba, los del Banesto se descuelgan con un cuadro hecho de cerámica y aluminio. Nicola Pinarello, hijo del artesano de las bicicletas de Induráin y compañía, estuvo el jueves por la noche en Córdoba para entregar el nuevo material que Delgado, Montoya y demás estrenaron ayer en la etapa de Sierra Nevada. Quizá sea discutible si es mejor el titanio o la cerámica y aluminio. La técnica siempre es importante en la mejoría de prestaciones. Pero lo fundamental no son los materiales metálicos o similares, sino los musculares, cardiacos y pulmonares. Y en esos manda clarísimamente Rominger.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 1 de mayo de 1994